El conflicto entre el presidente Jimmy Morales y la CICIG, cuando Iván Velásquez estaba al frente, llevó al mandatario a descalificar el proceso electoral, según Mirador Electoral. Foto la Hora

Por Eder Juárez
[email protected]

Un informe de observación del Mirador Electoral señala que el conflicto ente el Gobierno y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), llevó al presidente Jimmy Morales a descalificar el proceso electoral realizado este año.

“El conflicto entre el Gobierno y la CICIG llevó al propio Presidente de la República a descalificar la realización del proceso electoral. Lo calificó de estar intervenido –por la Firma de acuerdo de cooperación entre la CICIG y el TSE para apoyar a la Unidad de Fiscalización de Partidos Políticos–. El desgaste que el ataque del Ejecutivo y otros sectores generó en el Tribunal Supremo Electoral (TSE) fue crucial para debilitar su imagen pública y sustentar una narrativa de fraude que alcanzó su mayor intensidad después de la realización de la primera vuelta”, señala el informe presentado hoy.

Según Gustavo Berganza, director de Mirador Electoral, hubo un clima muy hostil hacia el proceso electoral que comenzó con ataques sistemáticos al TSE y en cierto sentido fue el reflejo del conflicto que se dio entre el Gobierno de la República y la CICIG, “esto se derramó y manchó el proceso electoral”, manifestó.

“No hay que olvidar el hecho de que el Presidente cuando daba declaraciones acerca del proceso electoral hablaba de que este estaba intervenido y su argumento era porque la CICIG había firmado un convenio de cooperación con el TSE para apoyar el desarrollo y trabajo de las Unidades de Fiscalización de Partidos Políticos y de Medios de Comunicación”, dijo Berganza.

El director de Mirador Electoral dijo que en este proceso se le añade la judicialización que se tornó en uno de los grandes protagonistas, porque muchos conflictos que debieron haber sido dirimidos por la vía del voto se decidieron a través de los Tribunales.

“Hubo una oposición de candidatura, el cuestionamiento en contra de la candidatura de la ex Fiscal General, que generó una gran polémica con respecto al TSE de inscribirla y luego de quitarle la inscripción y eso se añade el antejuicio presentado contra la candidata de la UNE, realmente el proceso estuvo enmarañado por ese tipo de procesos judiciales en contra de candidatos que encabezaban en ese momento las encuestas”, manifestó Berganza.

Artículo anteriorMirador Electoral: Solo tres partidos usaron Sistema de Cuentas Claras
Artículo siguientePeaje en autopista Palín-Escuintla podría aumentar