Un hombre se hace una prueba de hisopado de COVID-19. Foto La Hora/AFP.

Esta semana, la Organización Mundial de la Salud confirmó que ha identificado una nueva variante del COVID-19, que surge de la combinación de delta y ómicron, denominada en medios de comunicación “Deltacron”. Sin embargo, aún no cuentan con más información al respecto y destacó que no ha influido en la incidencia de la pandemia.

María Van Kerkhove, epidemióloga líder de la OMS, explicó el pasado 9 de marzo que están conscientes de la presencia de una nueva variante detectada en Francia, Países Bajos y Dinamarca, “pero son niveles muy bajos”, recalcó.

A pesar de esto, explicó que deben mantener campañas agresivas de pruebas de COVID-19, para monitorear su evolución y asegurar que los pacientes que resulten contagiados reciban la atención adecuada.

“Una combinación así era lo que se esperaba, tomando en cuenta el gran flujo de circulación tan intensa que ha habido con la ómicron y delta. Si recuerdan con la emergencia de la ómicron en algunos países la ola de la delta ya había pasado; cuando la circulación estaba en nivel bajo en otros países de Europa, por ejemplo, la delta ya circulaba en altos índices cuando comenzó la ómicron”, detalló.

 

SIN CAMBIOS EN LA EPIDEMIOLOGÍA

Sin embargo, la funcionaria de la OMS reiteró que los niveles epidemiológicos del coronavirus no han sido afectados por esta nueva variante.

“No ha habido ningún cambio en la gravedad de la variación pero hemos sido conscientes de este surgimiento debido a la evolución del subgrupo técnico que se ha reunido frecuentemente desde junio de 2020, tenemos que seguir con esta vigilancia, un sistema adecuado para poder dar seguimiento de los cambios y entender qué significan”, manifestó.

NUEVAS VARIANTES SURGIRÁN

Además, advirtió que estas combinaciones seguirán surgiendo porque los virus cambian con el tiempo influidos por los niveles de circulación, incluyendo los contagios en animales que pueden convertirse en otro factor.

“La pandemia está lejos de acabar. No solo estamos centrados en salvar vidas, también debemos centrarnos en reducir la propagación, no podemos permitir que este virus se propague a niveles tan altos, no queremos mantener a las personas en casa, debemos tener un enfoque de capas, con test y secuenciación, buenas interpretaciones para la vigilancia… ahora tienen que reforzarse, no podemos pasar al siguiente reto”, explicó.

Por último, afirmó que cuando la OMS genera más información de esta variante la comunicará.

 

LO QUE REPORTAN VARIOS MEDIOS

Varios medios de comunicación han difundido en los últimos días la información que se ha conocido de la variante, por ejemplo, The Guardian detalló que como su nombre lo indica Deltacron es una combinación de delta y ómicron un “virus combinante”.

Detalló que estas surgen cuando más de una variante infecta y se replica en la misma persona, en las mismas células.

“Esta semana, Gisaid, una comunidad global de científicos que comparte información sobre virus publicó que el Instituto Pasteur de Francia había compartido la primera evidencia sólida de esta variante”, agregó.

Aún no existen datos respecto a la efectividad de las vacunas en la nueva variante. Foto La Hora

La publicación hace referencia a que la variante podría ya encontrarse en Gran Bretaña y Estados Unidos, incluso que su combinación podría ser distinta a la observada en Francia, Países Bajos y Dinamarca.

Por último, hacen énfasis en que no será la primera ni la última combinación y que de momento no se tiene más información sobre su gravedad o efectividad de las vacunas contra ella.

 

Artículo anteriorAtlético supera a Cádiz antes de visitar Old Trafford
Artículo siguienteRicardo Arjona: “salí positivo de COVID”