Un bombero retira árboles caídos de una calle en Hamburgo, Alemania. Foto La Hora/Daniel Bockwoldt/dpa vía AP.

Un cuarto de millón de viviendas estaban sin electricidad en Francia el jueves y los servicios de tren desde Normandía a la región de París sufrieron interrupciones debido a fuertes vientos en zonas del norte de Francia, Holanda y Bélgica.

Medios locales informaron de cuatro heridos en la localidad holandesa de Barendrecht, al sur de Rotterdam, cuando los vientos racheados arrancaron tejas y derribaron árboles en el vecindario residencial en las primeras horas de la mañana.

La tormenta, que comenzó a golpear el miércoles la costa atlántica de Bretaña, avanzó hacia el este durante la noche y derribó árboles y tejados en algunos lugares, según imágenes compartidas en internet. El servicio francés de meteorología mantuvo sus alertas por tormenta el jueves en el extremo nordeste del país, que hace frontera con Alemania, Bélgica y Luxemburgo.

El viento alcanzó los 175 kilómetros (109 millas) por hora en la localidad normanda de Fecamp, según el servicio meteorológico.

Los árboles derribados hicieron caer tendidos eléctricos y la compañía Enedis indicó que 250.000 hogares estaban sin luz el jueves por la mañana.

El servicio de trenes se vio interrumpido en Normandía y la región de Champaña-Ardenas, así como en algunas rutas de media distancia en la región de París, según la autoridad nacional de ferrocarriles SNCF.

La red ferroviaria holandesa también sufrió interrupciones el jueves por la mañana por árboles caídos en las vías.

La operadora nacional alemana de trenes, Deutsche Bahn, suspendió todos los servicios de larga distancia en el estado de Renania del Norte-Westfalia, el más poblado del país y que hace frontera con Holanda y Bélgica. La compañía dijo que se habían cancelado y retrasado trenes en otras partes de Alemania.

Los bomberos en la ciudad belga de Westerhoek, cerca de la frontera holandesa, dijeron en Twitter que habían respondido a docenas de avisos durante la noche relacionados con daños de la tormenta.

El servicio meteorológico alemán advirtió de ráfagas de hasta 105 kilómetros (65 millas) por hora en el norte y nordeste del país el jueves, que podrían alcanzar los 120 kilómetros por hora en zonas de montaña. Pero no había reportes inmediatos de daños significativos.

En Delmenhorst, en el noroeste de Alemania, un hombre fue alcanzado por una rama rota el miércoles por la noche pero sólo sufrió heridas leves. Un tren de mercancías chocó durante la noche con una rama caída en Bad Godesberg, un suburbio de Bonn.

Los dos zoológicos de Berlín cerraron durante el día como precaución ante la previsión de fuertes vientos e indicaron que mantendrían a los animales a cubierto.

Agencia AP
Associated Press es una organización de noticias global independiente dedicada a la información fáctica, fundada en 1846 y ahora con presencia mundial.
Artículo anteriorCongreso de Estados Unidos vota sobre desacato de Steve Bannon
Artículo siguienteLa OEA aprueba resolución para elecciones libres en Nicaragua