DURANTE SU ESTADÍA EN EL SEGURO SOCIAL FUE SOMETIDO A VARIAS INTERVENCIONES

Tras sufrir un grave accidente, Emanuel se encuentra en franca recuperación

Por Margarita Girón
jgiron@lahora.com.gt

Emanuel tiene nueve años, como todo niño de su edad pasaba el tiempo entre juegos y actividades al aire libre, hasta que el 5 de abril un bus extraurbano que transitaba por las calles de Ciudad Quetzal, San Juan Sacatepéquez lo arrolló causándole graves fracturas en las piernas.

De acuerdo a la información del doctor Beleheb Pinto, jefe del Servicio de Ortopedia Pediátrica del Hospital General de Accidentes Ceibal, el estado de Emanuel al llegar a este centro asistencial era crítico, por lo que el equipo médico trabajó para estabilizarlo.

Pinto explicó que el niño permaneció en cuidados intensivos durante cinco días debido a la gravedad de las lesiones, pues presentaba fractura de fémur en ambas piernas y exposición de tejido óseo en la pierna derecha, una lesión considerada como grave por los médicos que atendieron a Emanuel.

El menor fue atendido en el Hospital de Accidentes ya que tras fallecer su progenitora hace tres años, Emanuel quedó como beneficiario ante el Instituto, lo que ha resultado de gran beneficio para el niño, pues de acuerdo a los datos de la Institución, los costos del tratamiento, estadía e intervenciones realizadas superarían el millón de quetzales.

Pinto explicó que a dentro de las intervenciones realizadas al menor, le fue colocada una placa en la pierna izquierda que permitiría agilizar su recuperación y movilidad en su miembro inferior.

Sin embargo, la pierna derecha al ser la más afectada por el accidente, debió recibir un tratamiento más exhaustivo, pues debido al daño que sufrió fue necesario realizar un injerto de piel, así como la colocación de clavos de fijación como tratamiento al tipo de fractura experimentada.

El médico detalló que el hospital contó con los insumos necesarios para atender el caso de Emanuel, así como un tratamiento de oxigenación hiperbárica para disminuir riesgo de infecciones en la lesión del menor.

RECUPERACIÓN EN PROCESO

Durante la visita de rutina que los médicos realizaban en la Pediatría del Hospital de Accidentes Emanuel sonreía, pues luego de permanecer internado por más de 45 días por fin podía volver a casa. El doctor Pinto realizó la última revisión al paciente, aunque adolorido, Emanuel logró movilizar la pierna izquierda de acuerdo a las indicaciones del médico.

Pinto señaló que la recuperación de Emanuel será un proceso lento, pues la lesión en el muslo derecho debe ser atendida con sumo cuidado para evitar que se infecte o que pueda ocasionarse algún tipo de daño.

“Esperamos que en un mes pueda recuperar la movilidad de la pierna izquierda, también es importante dar seguimiento a la recuperación de la pierna derecha y esperamos que su recuperación sea satisfactoria”, dijo Pinto.

De acuerdo con los datos proporcionados por el Instituto, durante los 47 días que Emanuel permaneció en el centro hospitalario fue sometido a ocho intervenciones quirúrgicas, una intervención de cirugía plástica para injertos en la pierna derecha, así como 10 sesiones en cámara hiperbárica. Parte el tratamiento incluyó la colocación de fijadores externos, placas y tornillos en sus extremidades.

El doctor Pinto también señaló que una de las ventajas que tuvo Emanuel para recuperarse fue el acompañamiento de una amiga cercana a la familia, quien desde el fallecimiento de su mamá le ha acompañado y permaneció junto al niño desde que ocurrió el percance.

María Socoy, amiga de la familia del menor indicó que desde que fallecimiento de la madre de Emanuel, quien era su amiga, ha permanecido cercana al menor y a sus hermanos. Cuando ocurrió el percance, el padre de Emanuel le pidió que fuera ella quien permaneciera junto a él, pues, no está permitida la permanencia de hombres adultos en la pediatría y él debe trabajar para mantener al resto de la familia.

“Desde que murió su mamá yo he tratado de estar cerca de ellos, no siempre podía pero cuando a mí me informaron sobre lo que había pasado decidí acompañarlo y aquí he estado con él. Yo soy madre y verlo así fue muy duro para mí pero yo siempre he estado con él y continuaré acompañándolo en su recuperación”, dijo la entrevistada.

María relató que aunque ella tiene una familia propia, sus hijos ya son mayores y no dudó en acompañar diariamente a Emanuel durante su estadía en el hospital, por lo que cada día desde tempranas horas hasta el final de la noche, el menor contó con el acompañamiento de quien fuera amiga de su progenitora.

Según los datos, a María se le brindó alimentación durante los 47 días, así como todas las facilidades necesarias para la estadía de ella dentro del Instituto. Actualmente Emanuel continúa con el proceso de recuperación y según los avances que tenga iniciará su terapia de rehabilitación en los próximos meses.