Spieth comienza la defensa del título con dos golpes de ventaja

Augusta, Estados Unidos
DPA

El estadounidense Jordan Spieth comenzó de la mejor manera su defensa del título en el Masters de Augusta de golf al quedar primero con dos golpes de ventaja tras la jornada inicial del legendario torneo, el primer “major” de la temporada.

Spieth, campeón el año pasado en el Augusta National Golf Club y candidato a quedarse de nuevo con la tradicional chaqueta verde, finalizó los 18 primeros hoyos con 66 golpes, seis bajo el par de la cancha.

El actual número dos del ranking completó un recorrido muy sólido, con birdies en los hoyos tres, seis, ocho, diez, trece y en el último. Los restantes 12 hoyos los completó en el par de la cancha, sin cometer ni un boogie en toda la jornada.

Detrás del estadounidense de 22 años se ubicaron el neozelandés Danny Lee y el irlandés Shane Lowry, con 68 impactos, cuatro bajo el par. Lowry firmó la mejor tarjeta de la jornada en los primeros nueve hoyos, cuando llevaba cinco bajo par, pero no pudo repetirlo en el regreso y debió conformarse con quedar a dos golpes del líder.

El norirlandés Rory McIlroy, otro de los candidatos al título y tercero en el ranking mundial, completó la rueda con 70 impactos, con dos bajo el par, resultado que le permitió compartir el noveno puesto.

El número uno del mundo, el australiano Jason Day, no tuvo una buena jornada y se desplomó en los últimos cuatro hoyos para terminar con 72 golpes, el par de la cancha.

Hasta el hoyo 14, Day marchaba con cinco bajo par y asediaba la posición de Spieth, pero un boogie en el 15 y un triple boogie en el 16 lo mandaron para atrás en la clasificación.

La nota de color de la jornada la dio el sudafricano Ernie Els, que protagonizó un récord negativo al firmar hoy el peor comienzo de la historia en el Masters.

En el hoyo uno, Els necesitó nueve golpes para embocar la pelota, lo que significó completarlo con un inédito cinco sobre par.

El sudafricano de 46 años, campeón de cuatro majors y segundo en Augusta en 2000 y 2004, se vio obligado a ejecutar seis putts hasta que finalmente pudo completar el hoyo. En principio, se informó que habían sido diez golpes y siete putts, pero la organización rectificó el número.

Después de ese frustrante inicio, Els finalizó la jornada con 80 impactos, ocho sobre el par del Augusta National Golf Club.