“SIN ESCONDER LA MANO”

Flaminio Bonilla

post author

Siniestra, corrupta y sucia
actuación del congreso con Giammattei y estos cínicos

FLAMINIO BONILLA VALDIZÓN
flamabonilla@gmail.com

El Congreso de República aprobó de urgencia la mayor Presupuesto de la historia de Q.99,700,000,000; el miércoles 18 de noviembre por esos parte de los diputados 115 no desoyendo el clamor de la ciudadanía e ignorando, la Constitución Política de la República de Guatemala, que establece que el PODER PROVIENE DEL PUEBLO del cual ellos son únicamente sus representantes y desde hace años indignos delegados, y como siempre en una nefasta, corrupta, oportunista, deleznable y anti-patriótica actitud.

Ahora para combate a la desnutrición se queda sin financiamiento y luego en mensaje transmitido en cadena nacional, este estúpido, abusivo e insolente de Giammattei, le resta importancia a la desnutrición aguda. Este Presidente es una basura con su inmundicia. Este Congreso y los diputados son una cloaca de estercolero. Y otra indecente la diputada, primera vicepresidenta Sofía Hernández de la Unión del Cambio Nacional (UCN) de Mario Estrada que fue condenado en Estados Unidos por narcotráfico, esta mujer impresentable, que defiende Q.100 millones para un nuevo Edificio del Congreso. Y también los diputados recortan fondos al PDH Jordán Rodas para reducirlo de Q.100 millones y mientras que el Parlacen tendrá asignados Q.13 millones.

Se rechaza la aprobación del Presupuesto y las organizaciones civiles convocaron a una protesta el sábado de 21 a las 14.40 frente a la Plaza de la Constitución. Ahora Guatemala es de URGENCIA NACIONAL con la PLAZA contiene el consenso de diversos sectores de la sociedad civil, porque Guatemala, atraviesa la más grave crisis institucional de su vida como República, jamás había estado en tanto riesgo la institucionalidad del Estado y al borde de la anarquía, porque existe una total falta de autoridad moral y de legitimación por parte Alejandro Giammattei, que el 14 de enero de 2020 nos mostró lo que ya todos sabíamos, que este presidente ha sido un servidor y ahora es un lacayo, como coautor y cómplice, de “un poder paralelo preexistente, que operando desde las sombras, es financiado por cuantiosos recursos obtenidos de acciones y omisiones ilegales y criminales”. Esta situación ha operado durante décadas, paralelamente al funcionamiento del Estado, generando un clima de INMORALIDAD en la Administración Pública, de desasosiego popular y de malestar ciudadano, que finalmente deviene en un estado de indignación nacional.

Con escasas excepciones, el Congreso Nacional tiene una composición de corruptos y una gama de pícaros a cual más y mejor. Y no podemos permitir que nuevamente pretendan atropellar nuestra dignidad, ya que también ellos están deslegitimados y no representan a los ciudadanos, violando a diario los derechos de los guatemaltecos. Estos diputados DEBEN SER DEPURADOS por parte del pueblo de Guatemala, a quien repetimos, ya no representan. Esa depuración es otra de las tareas que nos debemos imponer, desde la visión cruda y apremiante de la hasta hoy incierta realidad.

Se deben DEPURAR los corruptos, ladrones y deshonestos diputados que se han tornado en una ASOCIACIÓN DELICTIVA INFERNAL, INMORAL, CORRUPTA Y PLAGADA DE IMPUNIDAD. Más esa depuración debe empezar en el seno mismo de los partidos. Esto que ahora se gesta perversamente en el Congreso, es producto de un ominoso arreglo político entre Alejandro Giammattei, y algunos Magistrados de la CSJ, bajo la tutela y la sombra de quien el actual presidente del Congreso Allen Rodríguez, gordo sucio, repugnante, execrable, grasiento y su títere y su fantoche de Giammattei. Si los diputados cometen este nuevo atropello en contra de los guatemaltecos, entraremos en la total anarquía por su irresponsabilidad y podría darse un estallido social de incalculables consecuencias. Así que instamos al Pueblo de Guatemala, a estar vigilantes de ello y pedir la INMEDIATA RENUNCIA de los DIPUTADOS.

Y a ustedes diputados les recordamos parte de un atinado poema patriótico del gran escritor Pepe Hernández Cobos: “Sólo muy pocas veces en el tiempo, / los quetzales se salen de las sedas de las banderas. / Van entonces como el espíritu de las epopeyas, / como el nahual del pueblo, / por el aire estremecido de heroísmo. / “ . . . Se salen de las banderas / para iluminar con su vuelo deslumbrante . . . “ como en la hora de Tecún / y picotear furiosos, / los ojos de los que hieren a su pueblo”.

Diputados si ustedes que aprobación de la Presupuesto de la historia, producto de un arreglo corrupto y deshonesto, el Pueblo les picoteará los ojos.