POR MARIELA CASTAÑÓN
mcastanon@lahora.com.gt

En los últimos diecinueve años, las autoridades conocieron 1 mil 544 casos de secuestro en el país. Las estadísticas reflejan que de 233 casos que se reportaron en 1996, la cifra descendió a 17 en 2015. Exfuncionarios del Ministerio de Gobernación y representantes de la sociedad civil creen que el plagio dejó de ser una actividad “rentable” para los delincuentes, en tanto califican a la Fuerza de Tarea (FT) contra Secuestros como una de las “más efectivas”, incluso a nivel internacional.

_Repo6_1bLos casos de secuestro en Guatemala fueron más recurrentes durante los dos primeros años de gestión de Álvaro Arzú, en 1996, cuando las autoridades documentaron 233 casos y en 1997, cuando la cifra fue de 148.

En los siguientes años la estadística se mantuvo entre 37 y 61 casos, sin embargo los indicadores de este delito volvieron a repuntar en la administración de Álvaro Colom, pues en el año 2009 se conocieron 198 casos.

De acuerdo con los datos oficiales, la mayoría de víctimas secuestradas entre 2008 y 2015 eran hombres mayores de edad. (Lea género de las personas secuestradas y edad de los secuestrados).

Por otro lado, las autoridades capturaron en los últimos ocho años a 985 personas sindicadas por plagio o secuestro y en 19 años sometieron a estudios criminológicos y criminalísticos a más de 500 perfiles criminales.

Actualmente la Cartera del Interior, en 2015, cuantifica 17 casos de secuestro. La mayoría representa a una sola víctima, aunque en ocasiones puede tratarse de más. (Lea casos de 1996 a 2015).

_Repo6_1cDESCENSO

*Marcos, jefe de la Fuerza contra Secuestros y comisario de la Policía Nacional Civil (PNC), explica que el descenso en la incidencia de este delito en las últimas décadas se debe a varios factores, como la profesionalización de los policías para atender el delito, al trabajo fusionado con la Fiscalía contra Secuestros del Ministerio Público (MP) y al sustento en las investigaciones ante los tribunales que conducen a condenas.

“El descenso en la incidencia del fenómeno de secuestros en Guatemala obedece a diversos factores. El elemento vital ha sido un trabajo técnico profesional en donde la ruta de trabajo ha sido con metodología basada en las ciencias de la Criminología, Criminalística y Victimología, aplicadas a la investigación criminal y gerencia de crisis. Esto ha tenido como resultado entregar al ente rector de la investigación casos sustentados con evidencia y vinculación técnico científica para aportar al tribunal evidencia al momento de emitir sentencias”, dice el entrevistado.

El jefe policial detalla que algunas organizaciones de la sociedad civil como Familiares y Amigos contra la Delincuencia y el Secuestro (Fads), Madres Angustiadas y la Fundación Myrna Mack, han intervenido para que los familiares de las víctimas de secuestro denuncien y acepten el apoyo del Estado en casos de alto riesgo.

El representante la Fuerza de Tarea dice que la denuncia es vital para resolver exitosamente los casos. “El instrumento más poderoso que poseen los ciudadanos es la denuncia”, reitera.

Según el profesional, en los últimos años, el 98 por ciento de los casos presentados al Organismo Judicial tuvieron sentencias condenatorias, y han logrado que la mayoría de víctimas secuestradas vuelvan del cautiverio con vida.

_Tabla-1“Hemos desarrollado metodologías propias atendiendo la lógica y el modus operandi de las estructuras en el país y así es como le brindamos a la familia –de un secuestrado- aparte del proceso de investigación, una adecuada gerencia de crisis, en fase de negociaciones profesionales, en donde más allá de evidenciar a los responsables de una estructura, la primera finalidad es manejar los niveles de riesgo que corre la víctima en cautiverio”, refiere.

Por otro lado destaca, que esta unidad ha sido apoyada con equipo logístico por parte del Mingob y la Reforma Policial.

_Tabla-2EFECTIVA

Exfuncionarios del Mingob y representantes de la sociedad civil coinciden en que la Fuerza de Tarea contra Secuestros, integrada por policías profesionalizados en el tema, es una de las más efectivas, incluso con reconocimiento a nivel internacional.

“Es una de las Fuerzas de Tarea más efectivas en Centro América, es una unidad que en el caso nuestro la lanzamos directamente en la Fiscalía contra el Crimen Organizado. Está integrada por policías muy bien entrenados y con alta capacidad para resolver los casos de secuestros. Uno de los resultados que se tuvieron es que el secuestro ya no es una industria como lo fue, ahora es una actividad ilícita que tuvo una resolución pronta. Otra cosa es que los policías han tenido capacitación en Guatemala y en el extranjero, y reconocimientos a nivel internacional porque han _Tabla-3liberado a personas extranjeras, ha tenido buena efectividad”, opina Carlos Menocal, exministro de Gobernación durante el periodo de Álvaro Colom.

Por otro lado, Julio Rivera Clavería, exviceministro de Seguridad durante la administración actual de Gobierno, califica esa FT como una de las más profesionales, que ha logrado el apoyo de sectores importantes de la sociedad.

“Es una de las mejores a nivel latinoamericano, cuenta con un equipo profesional de muy alto nivel y con soportes y apoyos más grandes. El secuestro ya no es un delito muy perseguible es muy esporádico. La efectividad se debe al nivel profesional, a la experiencia y a su dirección y manejo, son gentes muy entregadas, todos son profesionales”, reitera.

_Tabla-4Ana María de Klein, de la organización Madres Angustiadas, indica que el plagio dejó de ser un negocio para los delincuentes, a quienes regularmente les limitan sus pretensiones económicas mediante una buena negociación.

“Los secuestros son pocos, ahora el tema es la extorsión. Yo diría que el profesionalismo ha incidido en que haya menos secuestros, varias personas han sido liberadas, sin pagar rescate y eso disminuye la avaricia de los secuestradores”, explica.

LA SATISFACCIÓN DEL DEBER CUMPLIDO

El pasado 8 de julio murió Heber Castro, inspector de la PNC e investigador antisecuestros, tras la liberación de una mujer y una niña en La Democracia, Huehuetenango.

_Tabla-5El comisario Marcos, quien representa al equipo de investigadores antisecuestros, dice que están conscientes del riesgo que representa su trabajo, sin embargo, argumenta que nada se compara con la satisfacción de retornar a una víctima de secuestro a su entorno y obtener sentencias condenatorias de los casos.

“La mística del Comando Antisecuestros es que en cada trabajo policial, en cada acción que realizamos, en cada caso que administramos, tengamos la satisfacción del deber cumplido, es decir la satisfacción personal que quedará para siempre en uno, cuando cumplimos con nuestro trabajo y con nuestra misión de regresar a la víctima con vida al seno familiar, y terminar la fase procesal, hasta llegar a la sentencia condenatoria de los responsables del secuestro”, explica.

*Seudónimo.


Casos de crimen organizado

La Fuerza de Tarea contra Secuestros también investiga casos de crimen organizado de alto impacto.

Entre algunas de las detenciones realizadas por esta unidad destacan la de Artemio Ramírez, sindicado por el asesinato de dos periodistas en Mazatenango, la de Eduardo Villatoro Cano, alias “Guayo Cano” implicado en la masacre de policías en Salcajá y la de Waldemar Lorenzana, entre otras.

Diario La Hora
Visión: Realizar un trabajo periodístico que contribuya a la consolidación de la democracia en Guatemala, a partir del periodismo investigativo y de opinión.Misión: Ser un medio de comunicación imparcial, veraz y responsable, dirigido a líderes de opinión con incidencia en los círculos de pensamiento y en el ámbito político guatemalteco.
Artículo anteriorGrecia llega a un acuerdo de rescate financiero con sus acreedores
Artículo siguienteMujica disertará en Guatemala sobre globalización