Miles de personas buscan llegar a Estados Unidos de forma irregular para salir adelante. Foto La Hora/AP/Diseño Esteban Cardona

POR MARÍA ESPAÑA
mespana@lahora.com.gt

Para el pasado miércoles, 24 de marzo, Guatemala recibiría la visita de altos funcionarios de la nueva administración del presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, a efecto de establecer un diálogo sobre las causas fundamentales de la migración, dentro del marco de la transformación de políticas migratorias en el Triángulo Norte. No obstante, por las condiciones atmosféricas provocadas por el incremento de actividad en el volcán Pacaya, la visita se pospuso hasta nuevo aviso.

Dentro de las propuestas del presidente Biden, previo a asumir el cargo, se mencionó el combate a la corrupción endémica, priorizar la reducción de la pobreza y el desarrollo económico en Guatemala, Honduras y El Salvador; países de donde se reporta mayor flujo migratorio hacia Estados Unidos.

Un niño migrante duerme en el hombro de una mujer en un área de admisión fronteriza, en Texas, después de entregarse. Foto La Hora/ Julio Cortez/AP

De acuerdo con la Iniciativa de Gestión de Información de Movilidad Humana del Triángulo Norte (NTMI, por sus siglas en inglés), 13,210 migrantes originarios del Norte de Centroamérica fueron retornados durante enero y febrero de 2021. El 42% del registro corresponde a migrantes guatemaltecos, y el 53% a migrantes hondureños.

Además, señala que los departamentos que poseen mayor número de migrantes retornados son San Marcos con 960; Huehuetenango con 708 y Quetzaltenango con 474.

Por su lado, el Instituto Guatemalteco de Migración (IGM), durante el primer trimestre del año en curso, fueron retornados 8,065 guatemaltecos, de los cuales 1,261 fueron trasladados por vía aérea y 6,795 por vía terrestre desde México. De este reporte, se establece que 640 retornados fueron niñas, niños y adolescentes; 235 teniendo acompañamiento, mientras que 405 se encontraban solos.

Para 2020, la cantidad de retornados disminuyó a comparación del 2019, año previo a la crisis sanitaria por el Covid-19, obteniendo un registro de 45,572 guatemaltecos deportados.

En este sentido, analistas concuerdan en que Guatemala debe fortalecer políticas económicas a fin de ampliar las oportunidades laborales para los ciudadanos, disminuyendo el flujo migratorio en la región. Asimismo, destacan que la corrupción es un problema estructural que influye en la migración guatemalteca.

ASIES: NO HAY VIDA DIGNA

Juan José López, analista de la Asociación de Investigación y Estudios Sociales (ASIES), la migración de guatemaltecos tiene principalmente motivos económicos como la falta de empleo y remuneración baja.

“La mayoría de las personas en Guatemala está migrando porque lo que está percibiendo, como ingreso económico, no es suficiente ni siquiera para sobrevivir. Todos los salarios de jornales, que ganan Q50 o Q60. Eso no es suficiente para tener una vida digna.”, mencionó.

Por lo que, justificó que el país debe generar las capacidades de crear empleo, propiciando el desarrollo en los diversos departamentos del país. Además, indicó que se debe salir de la “lógica de que somos productores de materia prima y empezarla a transformar en la lógica de dar un valor agregado a largo plazo, para que genere empleo en otros lugares”.

lea: Triángulo Norte: N. Torres va más allá y pide restringir financiamiento de EE. UU.

Asimismo, como medida para disminuir el flujo migratorio en el país, señaló: “La corrupción para las personas que están en el área rural que tienen escasos recursos económicos, que ven que sus condiciones de vida son más precarias, y que no tienen acceso a servicios universales como energía eléctrica, educación, agua potable, o salud; podrían notarlo en una escuela que la dejaron medio construida, porque la constructora se robó tanto. Pero las condiciones no les permiten ver que están siendo más afectadas y vulneradas por la corrupción”.

López aseveró que la visita de los funcionarios de EE. UU. para abordar el tema migratorio es “importante”, debido a que podría visibilizar actos de corrupción en el Estado que no permiten mejorar las condiciones de vida en el área rural.

Migrantes cargan niños mientras están bajo custodia en un área de procesamiento debajo del Puente Internacional Anzalduas, el viernes 19 de marzo, en Mission, Texas. Foto La Hora/AP

Por otro lado, expresó que la migración irregular es “controlada” por el narcotráfico, dando como resultado que las personas sean utilizadas para transportar drogas, así también. “sufrir diversas violencias”, dando como ejemplo la masacre en Tamaulipas, México, donde 16 migrantes guatemaltecos murieron calcinados.

“Tanto la corrupción como el narcotráfico es algo que le preocupa a Estados Unidos, y la tarea de Guatemala es generar las condiciones mínimas para que se dé un desarrollo pleno de las personas.”, puntualizó.

lea: México ha identificado más de 9 mil chapines con estancia “irregular” en el año

SLOWING: ABORDAR DERECHOS ECONÓMICOS

Karin Slowing, ex secretaria de Planificación y Programación de la Presidencia (Segeplan), indicó que una de las principales causas de migración en Guatemala es la búsqueda de oportunidades económicas, por lo que considera necesario el abordaje de derechos económicos en el país.

“Guatemala debe tener una economía capaz de dar empleo, una economía realmente capaz de apoyar a los nuevos empresarios y no simplemente reproducir los capitales e intereses de los que ya tienen todo bajo su control. Esta es una economía donde no se puede tener activos, sin acceso al crédito. La gente quiere trabajar y no puede. Tenemos una economía que expulsa gente”, destacó.

lea: Biden designa a K. Harris para abordar tema migratorio con México y el Triángulo Norte

Agregó que deben abordarse temas como propiedad de la tierra, ambiente y desarrollo, así como políticas sociales.

Además, puntualizó que la corrupción resta oportunidades de desarrollo en los países, refiriendo que “no se pueden reclamar derechos al Estado y esperar justicia cuando las Cortes están controladas no solo por corruptos, sino que también por el poder económico.

Migrantes caminan hacia México después de cruzar el río Usumacinta desde Guatemala, en Frontera Corozal, estado de Chiapas. Foto La Hora/ Eduardo Verdugo/AP

VERZELETTI: CORRUPCIÓN GENERA MIGRACIÓN FORZADA

En la misma línea, el padre Mauro Verzeletti, director de Casa del Migrante, señaló que los migrantes se enfrentan a situaciones de vulnerabilidad en su recorrido hacia al país de destino, siendo una decisión tomada por las condiciones de pobreza extrema que sufren numerosos sectores del territorio guatemalteco, como consecuencia de la corrupción.

“El Pacto de Corruptos sigue vigente, realmente no quiere cambiar el país, y hay una responsabilidad directa del Congreso de la República. El Pacto está poniendo jueces para que no se investigue y que no exista justicia en el país, y se da el tema de migración forzada. El Pacto es una pandemia que nos está llevando a la ruina”, expresó.

Por lo que considera urgente que el país genere una política económica que responda a la población a corto, mediano y largo plazo, así también por parte de la comunidad internacional, sin beneficiar a “altos empresarios corruptos incrustados en el Estado”.

Mencionó que de los testimonios de migrantes en la Casa del Migrante se ha registrado violaciones a Derechos Humanos y la lentitud en procesos migratorios. “Tenemos hacinamiento y crisis humanitaria en las fronteras, porque realmente no existen negociaciones bilaterales en el tema migratorio que den respuesta a las personas con necesidad de protección internacional”, enfatizó.

Personas detenidas por agentes de la Patrulla Fronteriza permanecen esposadas. Foto La Hora/AP

TRAGEDIAS DE MIGRANTES

El 12 de marzo, el municipio de Comitancillo, San Marcos, se vistió de luto para recibir los cuerpos de 16 migrantes, que fueron asesinados y calcinados en México, mientras intentaban llegar a EE. UU. La Hora dio a conocer las historias de Paola Zacarías y Amelia López, por medio de entrevistas con sus padres, quienes aseguraron que decidieron migrar para encontrar oportunidades de crecimiento económico.

Además, el pasado domingo, 22 de marzo, una niña guatemalteca de 9 años murió ahogada en el Río Bravo mientras intentaba cruzar junto a su mamá y su hermano de 7 años. Se relató, en el medio internacional Univisión, que la madre había aceptado entregarse a la Patrulla Fronteriza, sin embargo, tuvo un desenlace fatal.

Según Missing Migrants Project, que reúne datos mundiales sobre migración, del 1 de enero al 21 de marzo se han registrado 14 muertes de migrantes en Centroamérica, mientras que en la frontera de México con EE. UU. se reportan 74.

Agentes de inmigración mexicanos revisan las identificaciones de viajeros guatemaltecos en un punto de acceso al río Suchiate, en la frontera entre Guatemala y México, cerca de Ciudad Hidalgo. Foto La Hora/ Eduardo Verdugo/AP
Maria España
Estudiante de periodismo en la Universidad de San Carlos de Guatemala, interesada en temas de derechos humanos y medio ambiente. Comprometida con la memoria, verdad y justicia. Integrante de la 5ta generación de RedLATAM de Jóvenes Periodistas de Distintas Latitudes.
Artículo anteriorTriángulo Norte: N. Torres va más allá y pide restringir financiamiento de EE. UU.
Artículo siguienteFlores por vacunados que no están en la fase 1: Podrían incurrir en el delito de fraude