Repuntan los casos de coronavirus en el centro de Estados Unidos

En esta fotografía de archivo, el gobernador de Virginia, Ralph Northam responde a preguntas de reporteros en Richmond. Northam anunció, ayer que él y su esposa dieron positivo del virus, aunque él no tiene síntomas. Foto La Hora/Bob Brown/Richmond Times-Dispatch vía AP.

Por HEATHER HOLLINGSWORTH, NICKY FORSTER y JOCELYN NOVECK
MISSION, Kansas, EE. UU.
Agencia AP

La pandemia en Estados Unidos comenzó con devastación en el área de la ciudad de Nueva York, seguido por una crisis en el verano en los estados de la franja sur, conocida como el Cinturón de Sol. Ahora, el coronavirus está azotando ciudades mucho más pequeñas en el centro del país, en lugares mayormente conservadores en los que el sentir antimascarillas es grande.

La diseminación ha creado nuevos problemas en hospitales, escuelas y universidades en el centro y el oeste del país.

Wisconsin está promediando más de 2.000 nuevos casos diarios en la última semana, comparado con 675 tres semanas antes. Las hospitalizaciones en el estado están en su nivel más alto desde el estallido del brote en Estados Unidos en marzo.

Utah ha visto su número diario de casos aumentar a más del doble respecto a tres semanas antes. Oklahoma y Missouri están registrando regularmente 1.000 casos diarios y el gobernador de Missouri Mike Parson, acérrimo oponente de las reglas de mascarillas, dio positivo del virus esta semana. Adicionalmente, Dakota del Sur, Idaho y Iowa están teniendo tasas muy altas de positivos.

Estados Unidos está promediando más de 40.000 nuevos casos confirmados por día. Aunque el número es mucho menor que el pico de casi 70.000 en el verano, es preocupante. El total de muertos en el país rebasó 200.000 esta semana, el más alto en el mundo.

En tanto, el gobernador de Virginia Ralph Northam anunció el viernes que él y su esposa dieron positivo del virus, aunque él no tiene síntomas. Northam, un demócrata que además es médico, ha sido criticado por republicanos que dicen que sus restricciones para combatir la pandemia son excesivas.

En el centro y el oeste de Estados Unidos, los hospitales en Springfield, Missouri, se están acercando a su capacidad plena debido al aumento de casos.

Adicionalmente, los directores médicos de dos hospitales en Idaho advirtieron esta semana que sus instalaciones están al borde de verse abrumadas por pacientes con el virus.

Los problemas están aumentando también en las escuelas.

Decenas de estudiantes en Iowa tuvieron que quedar en cuarentena esta semana en medio de un aumento de casos y tasas de positivos en un condado que excedió el 30%. Un condado vecino tenía una tasa de 27% y 201 estudiantes y empleados en cuarentena para el miércoles, luego de que 18 estudiantes y ocho trabajadores dieron positivo en la escuela Sibley-Ocheyedan.