Por compras fallidas, crece presión sobre autoridades de Salud

Foto La Hora: Ministerio de Salud.

POR HEDY QUINO
hquino@lahora.com.gt

Debido a que el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS) declaró desierto nueve eventos de licitación con los que se pretendían adquirir insumos de protección para los médicos que atienden la emergencia sanitaria de la COVID-19, la Defensoría de la Salud de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), la Fundación para el Desarrollo de Guatemala (Fundesa) y la Comisión de Salud del Congreso expresaron su preocupación por la falta de capacidad de las autoridades de Salud.

Zulma Calderón de la Defensoría de la Salud de la PDH, explicó que las compras fallidas evidencian la respuesta tardía que ha dado el Estado a la emergencia, a pesar que tuvo tiempo prudencial para planificar y evitar la improvisación con la que están actuando.

Calderón detalló, que Latinoamérica en general forma parte del último continente donde llegó la pandemia, eso dio la oportunidad a Guatemala de haber planificado y preparado antes de que se diera el primer caso positivo a COVID-19, sin embargo, no se aprovechó este tiempo como sí lo hicieron otros países. “Aquí seguimos en la improvisación, reaccionando solo a lo que está pasando, lo cual evidencia que no se tiene un plan de respuesta integral a la emergencia que se está enfrentando”, declaró.

La Defensora de la Salud, añadió, que el hecho de que el gobierno no haya priorizado la compra de equipo de protección personal para los médicos, demuestra el desconocimiento técnico de cómo se enfrenta una situación como esta, pues este tipo de insumos médicos son valiosos, fundamentales e indispensables para atender la emergencia, ya que sin estos es prácticamente imposible que el personal de salud pueda estar en la primera línea de atención a los pacientes.

En ese sentido, Calderón, dijo que, esta situación no solo afecta de forma directa al personal médico sino que también de forma indirecta a los pacientes con la COVID-19, ya que se les condena a no ser atendidos. “A casi tres meses de la emergencia es imperdonable lo que está pasando en el Ministerio de Salud”, sentenció.

“Hemos tenido el tiempo suficiente como Ministerio de Salud y como país para no estar enfrentando el desabastecimiento del equipo de protección personal para los médicos, entendemos que es un problema a nivel mundial, pero el Ministerio de Salud tuvo la oportunidad de haber hecho gestiones de alto nivel e incluso a nivel internacional para poder superar este problema, ya que no tienen problemas de recursos, pues cuentan con millones de quetzales destinados para atender la emergencia, hasta hoy no se sabe dónde está esa inversión, porque en el sistema de salud no está”, apuntó Calderón.

LEA: PDH ve hacinamiento y hace recomendaciones en Hospital General de Enfermedades

FUNDESA: SE TIENE QUE FORTALECER LA CAPACIDAD DEL MINISTERIO DE SALUD

Juan Carlos Zapata, director ejecutivo de Fundesa, entidad que ha realizado donaciones de pruebas para detectar la COVID-19, indicó que se debe fortalecer al Ministerio de Salud para que tenga la capacidad de responder a la pandemia. “Es uno de los temas que muestra las debilidades que tiene nuestro sistema de salud. Esto ya se preveía, nosotros lo advertimos desde hace un mes”, refirió sobre las compras fallidas.

La cartera de Salud dio a conocer que comenzaron a realizar compras directas de estos insumos, con respecto a esto, Zapata aseveró: “Esperamos que las compras sean a precios razonables”.

COMISIÓN DE SALUD: URGE EQUIPAR A MÉDICOS

Nery Mazariegos, presidente de la Comisión de Salud del Congreso, urgió al Ministerio de Salud para que realicen las compras de equipo de protección personal para los médicos. “El Ministerio debía de haber tenido esos insumos desde hace un mes, como mínimo, las compras es una responsabilidad del Ministerio de nadie más”, agregó.

A criterio del diputado, los requisitos que pidió Salud a los proveedores eran un tanto exagerados, esto provocó que los oferentes no lograran cumplirlos, por ejemplo, uno de estos era que las empresas debían enviar sus propuestas en dos folios, un oferente lo mandó en un folio y por este motivo fue rechazada su oferta. “Aspectos como esos deben arreglarse con urgencia, ya que los hospitales y los médicos no pueden quedarse sin insumos”, recomendó.

Mazariegos señaló que le parece raro el hecho de que Salud no haya podido adjudicar nada en los eventos de licitación que lanzaron. “Algo raro hay, pues no pudieron comprar nada”, afirmó.

El presidente de la Comisión de Salud, Nery Mazariegos. Foto Congreso

SALUD EMPIEZA COMPRAS DIRECTAS

El Ministerio de Salud, por medio de comunicación social, informó: “Con la finalidad de transparentar y garantizar los procesos de compra de insumos en esta emergencia provocada por el Coronavirus COVID-19, el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social suscribió un convenio marco de cooperación interinstitucional integrado conjuntamente con el Ministerio de Finanzas Públicas, el Ministerio de Economía, el Ministerio de la Defensa Nacional y otras instituciones”.

“Lo que se buscaba era lograr realizar las compras al mejor precio y con el mejor producto garantizando que se tuvieran insumos en existencia. Con el apoyo de FUNDESA y de personal médico que colaboró con la mesa, se realizaron las bases técnicas de 14 insumos de protección personal”, argumentó.

Según Salud, el objetivo primordial de estas adquisiciones era el de cumplir con las normas de protección que requiere el personal médico y paramédico que está en primera línea. “Con estas especificaciones se levantaron 9 concursos para compras, se recibieron 99 ofertas electrónicas y participaron 46 proveedores, algunos de estos proveedores no adjuntaron de forma electrónica toda la documentación requerida por ejemplo: declaración jurada, inscripción de registro sanitario, entre otros por lo que se solicitó ampliación de información, pese a dar tiempo necesario algunas de estas empresas no cumplieron con lo establecido”, comunicó.

“Además, en el tema de los insumos presentados por parte de los ofertantes muchos de estos no cumplieron con los procedimientos de revisión por lo que fueron descartados”, reiteró la cartera de Salud.

“Pese a que no se lograron estas adjudicaciones ahora se realizará procedimiento de compra directa, de este nuevo proceso está informada y da seguimiento la Comisión de Transparencia del Gobierno del Presidente Alejandro Giammattei y el Viceministerio de Transparencia del Ministerio de Finanzas” mencionó.

De acuerdo con Salud, las empresas que calificaron en el proceso que se realizó con la mesa interinstitucional y que cumplieron con todos los requisitos incluyendo revisión de productos y existencia de los mismos, fueron las empresas convocadas para el proceso de compra directa que inició ayer.

El Ministerio dio a conocer que más de 29 de estas empresas presentaron ofertas de intención, entregaron de nuevo muestras y resolvieron dudas de los cuatro viceministros que estuvieron presentes y recibieron la hoja de requisitos a cumplir en esta modalidad”.

“Luego de escuchar las ofertas se procedió a la revisión de los productos presentados, varios de ellos no cumplieron con los requisitos mínimos de seguridad, resistencia, calidad de material etc. por lo que fueron descartados. Luego se procedió a realizar un cuadro comparativo de precios y productos para escoger los más competitivos y con existencia y entrega inmediata para tomar la mejor decisión al momento de realizar la compra” concluyó el Ministerio.

El Ministerio de Salud se pronunció al respecto. Foto La Hora

DIPUTADA HERNÁNDEZ MACK PRESENTA INFORME

La exministra de Salud e integrante de la Comisión de Salud, Lucrecia Hernández Mack, presentó un informe sobre las compras fallidas de Salud, el cual dice que de nueve eventos de compra del Departamento Administrativo, dos debieron repetirse, los cuales son: NOG 12549657 y NOG 12549703.

Además, menciona, que siete eventos se declararon finalizados anulados, los cuales recibieron un total de 106 ofertas, con relación a los eventos de trajes de bioseguridad se realizaron dos modificaciones, pues las bases estaban mal hechas.

El análisis de la congresista señala que los bases de los eventos estaban mal diseñadas, tenían poca claridad en las especificaciones del producto solicitad, lo cual implicó que la oferentes no supieran qué ofrecer ni bajo qué estándares.

“Algunos oferentes se quejaron por el poco tiempo o las restricciones de movilización para entregar muestras, o que no fue considerada la oferta electrónica realizada. Además, no se dieron respuestas claras ni especificaciones sobre las características que debían poseer los productos”, detalla el informe.

Por último, el análisis indica que algunos proveedores contaban con los productos pero sin licencia o registro, o con algunos documentos legales que no estaban claros en la bases.

La exministra de Salud y ahora diputada, Lucrecia Hernández Mack, se refirió a la situación de la compra de insumos. Foto La Hora