PDH emite sanción contra Morales por violar la libertad de expresión y Prensa

El procurador de los Derechos Humanos, Jordán Rodas, en conferencia de prensa dio a conocer la sanción moral contra el Presidente. FOTO LA HORA/JOSÉ OROZCO

Por Eder Juárez
ejuarez@lahora.com.gt

La Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) emitió una sanción moral en contra del presidente Jimmy Morales, por continuar dando declaraciones que desacreditan y descalifican la labor periodística de los medios de comunicación.

La PDH resolvió declarar la violación del Derecho Humano a la Libertad de Expresión de la que fueron víctimas los periodistas y medios de comunicación; la resolución declara como responsable de esto a Jimmy Morales en su calidad de Presidente.

Esto luego de que se abriera de oficio un expediente por parte de la PDH, con base a las publicaciones relacionadas con la presunta vulneración del Derecho Humano a la libertad de expresión que habrían sido víctimas los medios informativos nacionales por parte del Presidente.

Por lo que recomendó “Al señor Jimmy Morales Cabrera en su calidad de Presidente de la República en el ejercicio de sus funciones, enmarcar sus declaraciones y comentarios dentro de los estándares internacionales en materia de libertad de expresión y de Prensa, puesto que los comentarios que desacreditan o descalifican la labor periodística son contrarias a la obligación internacional del Estado de Guatemala de velar porque los dichos derechos sean protegidos y respetados”.

POLÍTICA HOSTIL E IRRESPETUOSA

De acuerdo con el Procurador de los Derechos Humanos, Jordán Rodas a Morales se le hizo las recomendaciones oportunas sin embargo, ha sido reiterado y ha seguido insistiendo, en “esa política hostil e irrespetuosa hacia los medios de comunicación, sé que está a pocos días de dejar el mandato, pero es importante también que todos los funcionarios respetemos la labor de los periodistas, hay tratados internacionales, la Constitución Política y no puede ser uno como funcionario permanentemente irrespetuoso antes los medios de comunicación”, dijo.

Agregó que por más que se esté en desacuerdo, hay formas de plantear esto y no de una forma irrespetuosa como él (Morales) lo ha realizado.

“Lo malo de esto que sea el propio Presidente es que algunos funcionarios pensaran que ese trato es normal hacia los periodistas, por eso se debe predicar con el ejemplo y también como ya el 14 de enero tendremos nuevas autoridades no es de invisibilizar lo pasado sino de aprender de los errores de las otras personas, para los nuevos funcionarios que asumen el 14 de enero”, dijo Rodas.

El magistrado de Conciencia indicó que, aunque la condena moral hecha al Presidente no es vinculante, la copia de esta resolución fue enviada al Ministerio Público para que evalué si existe algún hecho delictivo.

PRESIDENCIA RESPONDE

Se le consultó al Secretario de Comunicación Social de la Presidencia, Alfredo Brito, si existía algún pronunciamiento por parte del Ejecutivo por dicha sanción a lo que respondió: “En el pasado han existido malas prácticas de parte de los gobernantes de turno, desde castigar o premiar con pauta gubernamental discrecional y millonaria, hasta censura de medios como consta en reportajes periodísticos, columnas de opinión y editoriales”.

“En el caso del presidente Jimmy Morales, esas malas prácticas quedaron en el pasado, no se gastó en pauta gubernamental y tampoco se ejerció presión o censura alguna hacia los medios de comunicación”, añadió.

En cuanto a sus pronunciamientos dijo “En sus discursos el presidente Morales hizo uso de su derecho de libre emisión del pensamiento, algo que está garantizado constitucionalmente para todos los guatemaltecos, todas sus declaraciones están enmarcadas en materia de Libertad de Expresión”.