En Monterrico, Santa Rosa, también se ha observado afluencia de veraneantes. Foto La Hora/Cortesía

Por Grecia Ortíz
[email protected]

Cientos de guatemaltecos empezaron a salir este fin de semana hacia el interior del país y en fotografías compartidas por usuarios y medios de comunicación en las últimas horas, se puede observar en algunas playas una gran cantidad de vacacionistas que buscan “aprovechar” el inicio del extenso asueto de la Semana Santa.

Lo anterior ocurre a días de que el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS), anunció que una tercera ola de Covid-19 ha empezado a afectar a Guatemala. El viernes, esa cartera estableció normas para evitar la propagación de los casos y en una de las disposiciones el aforo a las playas quedó en cien personas máximo.

En fotografías se pudo observar una gran afluencia en el Puerto de San José, Escuintla, en donde había más de cien personas en la playa.

En Monterrico, Santa Rosa, también se vieron imágenes similares, en los que las personas no guardaban ni el distanciamiento y tampoco usaban mascarillas.

En Monterrico usuarios reportaron desde redes sociales presencia de cientos de personas. Foto La Hora/Cortesía

LAS MEDIDAS

El viernes recién pasado, el MSPAS, publicó el Acuerdo Ministerial 73-2021, que establece disposiciones transitorias y obligatorias para la contención y prevención del incremento de contagios Covid-19.

Con las medidas, autoridades permiten realizar ferias comunales y dar acceso limitado a no más de cien personas a playas, centros turísticos y parques acuáticos a nivel nacional, no obstante, por lo visto estos días, esto no se está cumpliendo.

Ayer la Municipalidad de Puerto Barrios, Izabal, informó que se restringió el ingreso a la playa publica de Punta de Palma y Poza Azul a partir del lunes 29 de marzo hasta el lunes 05 de abril a las 5:00 de la mañana. Una medida similar estableció la Municipalidad de Amatitlán.

NO DEJE DE LEER: Plataformas electrónicas para estudiar en línea cobra auge, conozca algunas aquí

Artículo anteriorEl Salvador recibe un millón de vacunas chinas para COVID-19
Artículo siguienteFamilias migrantes expulsadas de EE. UU. evalúan sus opciones