Foto: Cortesía UVG

Al unificar los principios, conocimientos y competencias de la ingeniería, medicina y biología, la Ingeniería Biomédica ayuda a potencializar y aportar nuevos conceptos a la ciencia de la salud.

A través de los años, esta disciplina ha logrado crear instrumentos médicos, fármacos, así como el diseño de softwares, investigaciones y la aplicación de tratamientos basados en la tecnología. Además, en la era digital, cualquier sistema de salud depende de ingenieros biomédicos para diseñar o para administrar todas las herramientas necesarias en el campo de la medicina

 

Guatemala no es ajena a estas situaciones, ya que el sector salud tiene una necesidad urgente de construir un sistema sólido, de alta eficiencia y modernizado, por esta razón, la Universidad del Valle de Guatemala (UVG) ofrece desde el 2019 la carrera de Ingeniería Biomédica apoyada por tecnología de punta.

Se estima que, a largo plazo el campo de acción laboral de la ingeniería biomédica crezca por encima del promedio de otras carreras afines, esto debido a que este campo tiene como fin generar un futuro más sano para todos los habitantes del mundo, en especial en tiempos inciertos donde el surgimiento de nuevas enfermedades es una realidad palpable.

Es por ello que, quienes optan por esta rama de la ingeniería, deben de considerar el aprendizaje práctico en el pensum académico y es que su área de acción no se limita solo a pacientes o condiciones específicas, actualmente es una carrera de gran interés para compañías inclinadas en aportar soluciones de salud que mejoren la calidad de vida de los seres humanos.

Foto: Cortesía UVG

EL CAMPO PROFESIONAL

De acuerdo con Carlos Esquit, director del área de Ingeniería Biomédica, de la UVG, hoy en día, muchos de los programas académicos involucran biología, química, fisiología, física, electrónica, programación e inclusive robótica, dependiendo del enfoque de cada universidad.

Sobre el futuro laboral del egresado de Ingeniería Biomédica, es importante resaltar que es un apoyo clave en hospitales, laboratorios, centros de rehabilitación, empresas que desarrollan tecnología médica o biomédica y empresas que prestan servicios de asesoría o mantenimiento de tecnología biomédica.

Con un enfoque más analítico, también puede colaborar o dirigir centros de investigación para desarrollo de ciencia y tecnología para retos en biología y medicina. Asimismo, con las competencias desarrolladas, un ingeniero biomédico puede aplicar sus conocimientos en diferentes áreas del sector médico y en investigación a nivel nacional e internacional, así como continuar estudios de maestría en áreas afines.

Lo que hace más interesante a esta carrera es que el profesional egresado se desempeña entre la práctica médica y la ingeniería, ya que además de diseñar e implementar soluciones que resuelven problemas tecnológicos, también contribuyen a la salud humana a través de mejoras o innovaciones en la práctica médica, ya sea para diagnóstico, monitoreo, tratamiento, cirugía o rehabilitación.

Le puede interesar: Gestión de talento humano, una maestría de la UVG fundamental para las nuevas tendencias

APORTE A LA SALUD EN GT

Uno de los casos más destacables sobre la aplicación de la ingeniería biomédica en el país, es la herramienta desarrollada por el egresado de la UVG, Pablo Azurdia, la cual, desde el 2015 se ha utilizado para tratar de retinopatía del prematuro a ocho pacientes del Hospital Nacional Pedro de Bethancourt, en Antigua Guatemala.

Aunado a esto, dicha carrera cuenta con alianzas estratégicas como Humana, Centro de Epilepsia y Neurocirugía Funcional. Gracias a esta alianza, la UVG ha logrado desarrollar tecnología para apoyar los procedimientos médicos realizados en Humana.

Los estudiantes de Ingeniería Biomédica UVG son el cimiento para construir una Guatemala digital en el sector salud, aportando un grano de arena para hacer posible que tengamos un sistema de salud con tecnología adecuada y bien administrada en beneficio a los guatemaltecos y a todos los profesionales de la medicina, haciéndoles más fácil el día a día a través de la tecnología e innovación a su servicio.

Para más información clic aquí 

Andrea Solórzano
Estudiante de periodismo en la Universidad de San Carlos de Guatemala y amante del cine. Creo en la importancia de educarnos y comprender todos los aspectos de la colectividad e individualidad, desde los derechos humanos, la política, la economía, las ciencias exactas y sociales hasta el arte; especialmente desde un punto de vista humano para formar una sociedad más consciente y empática.
Artículo anteriorSe inicia segunda Asamblea Extraordinaria de Ferrovías; PGN y PDH están presentes
Artículo siguienteOMS: Muertes de COVID-19 se mantienen pese a auge de casos