En Mazatenango se inauguró Centro de Hemodiálisis. Foto: IGSS

Por Karen Quintanilla
kquintanilla@lahora.com.gt

Este día se inauguró el nuevo Centro de Hemodiálisis en Mazatenango, Suchitepéquez del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS), proyecto que apoyó la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS), como parte de la cuarta fase del programa orientado a la regionalización y mejoramiento en la calidad de atención para 5,200 enfermos renales.

El propósito de este sanatorio es evitar que los pacientes con deficiencia renal tengan que recorrer largas distancias para acceder a tratamientos de diálisis y consultas de nefrología, pues, aunque este centro funciona desde el 2010, su modernización era un factor clave en la salud.

Esaú Beltrán, de UNOPS, enfatizó que al menos 1,300,000 personas no están diagnosticadas de enfermedades renales, por ello era necesaria esta nueva unidad.

Mientras que Ana Marilyn Ortiz, gerente del IGSS, indicó que este era “un día histórico para el país», debido a que el proyecto forma parte del Plan Integral de la institución para la innovación y expansión de la salud.

Así mismo enfatizó en su preocupación por el Covid-19 y las complicaciones que puede provocar en pacientes con enfermedades renales, sin embargo, argumentó que es necesario seguir realizando esfuerzos para atender a las personas que padecen de otras enfermedades.

INVERSIÓN

El Instituto señaló que realizaron una inversión de más de Q930 millones en el marco del convenio UNOPS-IGSS, con el fin de poner en marcha 29 centros de atención de este tipo a nivel nacional, como parte de la descentralización y mejoramiento de los servicios para el tratamiento renal de los guatemaltecos.

“Hemos liderado la más grande transformación del Seguro Social, acercando los servicios a nuestros afiliados para brindar una atención más eficiente y humana», manifestó Ortiz.

EL PROYECTO CONTINÚA

IGSS indicó que ha realizado cuatro licitaciones internacionales para la contratación de servicios de suministro de tratamientos renales, tales como instalación de los centros de atención, readecuación de establecimientos, así como equipar con alta tecnología todos los centros de atención de hemodiálisis y diálisis peritoneal para ponerlos en marcha.

COMPROMISO A LA SALUD

Luis Alfonso Pineda, gerente de Operaciones de Baxter Renal Care Services Guatemala, comentó: “A través de nuestra colaboración con el Seguro Social de Guatemala y UNOPS, hemos introducido innovacioŕnes en la terapia de hemodiálisis, como nuestro equipo de purificación de agua u ósmosis inversa».

Lea: Expectativa por medidas que anunciará el Gobierno por aumento de casos de Covid-19

Además, explicó que, como empresa, han ofrecido «servicios de vanguardia», como la diálisis peritoneal automatizada con monitoreo remoto, así como telemedicina y terapia continua de reemplazo renal, lo cual, según argumentó, es un avance en la salud nacional para «una atención más humana, personalizada y de alta calidad».

La empresa que se encargará de proporcionar los suministros y atención señaló que esto será integral, pues contará con seguimientos y atención psicológica, a la vez, resaltó su compromiso con la salud sin importar géneros, razas, preferencias sexuales y/o posición socioeconómica de los pacientes, «en línea con nuestra misión de salvar y sostener vidas», concluyó el gerente.

Lea: Organizaciones señalan deficiente ejecución de presupuesto para atender el Covid-19

Karen Quintanilla
Estudiante de Periodismo en la Universidad de San Carlos de Guatemala, interesada en los derechos humanos y el desarrollo social. Enfocada en escribir la verdad y crear consciencia.
Artículo anteriorTribunal otorga medidas de coerción a favor de Yanes Guerra; debe pagar Q3 millones
Artículo siguienteRenuncia de Raúl Castro a partido pone fin a una era en Cuba