A NIVEL LATINOAMERICANO

IDEA: GT tiene democracia débil y altos índices de corrupción

Un informe de IDEA Internacional posiciona a Guatemala como uno de los países con frágil democracia. FOTO LA HORA

POR HEDY QUINO
hquino@lahora.com.gt

El Instituto Internacional para la Democracia y la Asistencia Electoral (IDEA Internacional) presentó su informe “El estado de la democracia en las Américas”, el cual posiciona a Guatemala como uno de los países con una frágil democracia y con altos índices de corrupción a nivel latinoamericano.

El estudio de IDEA Internacional se divide en dos regiones: América Latina y el Caribe, y América del Norte. En el caso de Latinoamérica explica el panorama actual de la democracia en la región, así como los avances y las oportunidades actuales para la democracia y los retos a los que se enfrenta.

El estudio posiciona a Guatemala como uno de los países latinoamericanos que tiene una democracia débil, le sigue Honduras y República Dominicana.

“Algunos países de la región se caracterizan por su fragilidad democrática. De los 16 países que llevaron a cabo una transición a la democracia después de 1977, cinco han sufrido interrupciones a su democracia y retrocedido hacia regímenes híbridos, pero, desde entonces (Haití, Honduras, Perú y la República Dominicana) han regresado a la democracia. Haití, Honduras y la República Dominicana, son también las democracias más débiles de la región, junto con Guatemala, a juzgar por su bajo desempeño en uno o más de los atributos democráticos”, explica el Instituto.

CORRUPCIÓN DEBILITA LA DEMOCRACIA

El análisis detalla que el deterioro de la democracia en Guatemala, El Salvador y República Dominicana se debe principalmente al aumento de la corrupción.

“Los altos niveles de corrupción lo tienen: El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, Paraguay y la República Dominicana”, dice el estudio.

Además, la estrecha relación entre la delincuencia y la violencia, la financiación ilegal y la política en algunos países de la región, por ejemplo, en Colombia, Guatemala y México, también repercute negativamente en la democracia, puesto que distorsiona los principios de igualdad política y control popular, indica el informe.

“Se calcula que en Guatemala el 25 por ciento de los fondos de las campañas proceden directamente del crimen organizado”, explica IDEA Internacional.

El estudio resalta que desde el 2000, seis presidentes de la región: Bolivia, Brasil, Ecuador, Guatemala y dos en Perú, se han visto obligados a abandonar el poder antes de finalizar su mandato debido a escándalos de corrupción y en los últimos 10 años casi la mitad de los expresidentes de la región de América Latina han sido acusados de corrupción o procesados por esta causa.

La entidad internacional señala que las iniciativas llevadas a cabo en la región para combatir la corrupción se han topado con frecuencia con la férrea resistencia de quienes ejercen el poder político.

Esta resistencia se debe al hecho que, en varios países, la corrupción está profundamente arraigada en la estructura política y llega hasta los más altos niveles del poder político, indica IDEA Internacional.

“Los recientes intentos del presidente de Guatemala, Jimmy Morales, de clausurar la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), cuyo mandato es combatir la corrupción en el país, ejemplifican la resistencia a la que se enfrentan las iniciativas de este tipo en la región”, añade el análisis.