Inicio Guatemala Actualidad Dí­a Mundial Sin Tabaco

Dí­a Mundial Sin Tabaco

por -
0 433
Dí­a Mundial Sin Tabaco

En Guatemala el hábito del tabaquismo debe considerarse como una enfermedad y un lujo. Afecta la salud y la economí­a, en los ámbitos personal y familiar.

Mario Cordero
mcordero@lahora.com.gt

Por eso, hoy, Dí­a Mundial Sin Tabaco, se debe reflexionar sobre los problemas que vienen con el tabaquismo. En primer lugar, se deben establecer los alcances que este hábito tiene en la salud. Infartos, derrames cerebrales, diabetes, hipertensión y cáncer, entre otras enfermedades afectan a los fumadores.

Sin embargo, estas enfermedades pueden afectar también a los fumadores pasivos, es decir, a las personas que no fuman pero que respiran el aire que exhala de una persona en el momento de fumar.

Estadí­sticamente, se tiene previsto que al menos unas tres millones de personas fuman en Guatemala. De ellos, unas 600 mil personas es seguro que padecerán alguna enfermedad en los pulmones, o un tipo de cáncer.

Asimismo, otro ámbito que resulta afectado por el tabaquismo, es el económico. Una cajetilla de veinte cigarrillos puede llegar a costar entre nueve y quince quetzales, que, para un fumador consuetudinario este gasto puede ser a diario. Es decir, un fumador debe prever en su presupuesto mensual entre 270 y 450 quetzales.

Ahora bien, si se estima que las cajetillas pueden llegar a costar más en las zonas de mayor auge de entretenimiento, ya que en restaurantes y discotecas las cajetillas pueden llegar a costa entre 25 y 30 quetzales.

De acuerdo con un estudio, si el costo económico que tiene el tabaquismo en Guatemala, fuera distribuido entre todos los habitantes, cada uno debe pagar entre 500 y 700 quetzales anuales.

Iniciativa engavetada

Desde hace dos años, la bancada del Frente Republicano Guatemalteco (FRG) a través de la iniciativa de ley 3309, de la diputada Zury Rí­os y el legislador Arí­stides Crespo presentaron ante el pleno del Congreso la propuesta para crear espacios libres de tabaco en Guatemala.

La propuesta exige que no se pueda fumar prácticamente en ningún lugar cerrado, ya sea establecimientos públicos, escuelas, hospitales, etc.; tampoco en negocios privados, como centros comerciales, centros de entretenimiento, restaurantes, salas de espera, discotecas, etc.

En esta prohibición se incluyen los lugares deportivos, sin importar que éstos estén en lugares abiertos. Asimismo, se establece que no se podrí­a fumar en lugares de empleo. Por último, se prohí­be también fumar a cinco metros alrededor de los lugares con prohibición.

Sin embargo, la iniciativa no ha tenido la “suerte” de ser aprobada, por lo que aún se encuentra guardando polvo.

Lugares libres de tabaco

Para este año, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha invitado para que hoy, Dí­a Mundial Sin Tabaco, se fomenten los espacios libres de humo.

“Invito a todos los paí­ses que aún no lo han hecho a actuar sin más demora, para proteger la salud de todos, adoptando leyes que exijan que todos los lugares públicos cerrados y de trabajo sean 100% libres de humo”, dijo la directora de la OMS, Margaret Chan.

Se ha creí­do que prohibir el consumo de tabaco en los lugares cerrados, harí­a decaer, no sólo las ventas de cigarrillos, sino también en los restaurantes y discotecas, u otros centros de entretención. Sin embargo, según la OMS, “los estudios demuestran que el volumen de negocios se mantiene o aumenta tras haber instalado los espacios de no fumadores”.

De acuerdo con la OMS, las leyes antitabaco mejoran la salud de la población, y, en los lugares donde se han implementado, no se han sentido impactos negativos en la economí­a.

El tabaco en todo el mundo

1.3 millardos de personas en todo el mundo son fumadores activos.

200 mil empleados en todo el mundo mueren por ser fumadores pasivos en su lugar de trabajo.

700 millones de niños (la mitad de la infancia mundial) respiran humo en sus casas.

5.4 millones de personas en todo el mundo murió por el tabaquismo en el 2005.

650 millones de personas morirán por el tabaquismo.

84% de la población de los paí­ses en ví­as de desarrollo tiene el hábito de fumar.

Marcha contra tabaquismo

Hoy, en las instalaciones de la Plaza de la Constitución, con motivo del Dí­a Mundial Sin Tabaco, la Policí­a Nacional Civil organizó una actividad para promover los objetivos de esta celebración.

Al acto participaron varios niños y niñas, quienes realizaron coreografí­as, mostraron pancartas y gritaron consignas en contra del tabaco.

De acuerdo con la OMS, la lucha contra el tabaco debe enfocarse entre los menores de edad que se encuentren entre los rangos de 13 a 15 años, ya que esta edad es crucial para el rechazo o la aceptación del hábito.