Estadísticas para analizar (I de II)

Raymond J. Wennier
raymondwennier@yahoo.com

El otro día se me ocurrió revisar algunas noticias publicadas en periódicos nacionales desde 1999 sobre la situación educativa de Guatemala.

¿Cuál es mi propósito? Es ver en los últimos 17 años, cuáles han sido los cambios en el sistema educativo. Además, creo que es importante tomar tiempo para reflexionar sobre el estado de la educación tomando en cuenta tres aspectos necesarios para tal propósito.

1. El análisis es precisamente la separación de datos y conceptos en componentes para que su estructura organizacional pueda ser comprendida. Es poder comparar y contrastar dichos elementos, en este caso tomar información de hace años para ver la “realidad” tantos años después.

2. La evaluación de la información, que es un juicio, acerca del valor de esos datos y conceptos para que sean válidos. Hay que relacionar la información en su contexto en ese entonces con el actual en 2016. Hay que interpretarla a la luz de ambos contextos para ver la influencia e impacto sobre el sistema y así poder dar una explicación coherente de su significado para poder iniciar una selección más efectiva a las situaciones actuales.

3. Basados en los dos puntos anteriores, el “sistema” debería poder crear un diseño (el término que suelo usar es “transformar”) para dicho sistema. Eso significa que habrán modificaciones en la misma organización del Mineduc y la planificación se hará bajo nuevas visiones de cómo queremos que sea el sistema educativo en 25 años, una generación. Asignará nuevos roles de personas para cumplir con la misión que a su vez cumpla con la visión.

Así se construye una nueva estructura para atender las necesidades educativas para los próximos 25 años con evaluaciones y ajustes cada tres años para mantener el sistema ágil y flexible en lo que ofrece a la niñez y juventud guatemaltecas.

En algunos casos daré el dato sólo para su información y en otros, trataré de dar por ejemplo, un dato de 1999 y con el mismo concepto, el de 2016.

El Periódico, en septiembre de 1999, publicó el presupuesto del Mineduc en Q2,250 millones, lo que representó el 1.7% del PIB.

Únicamente el 50% de los niños y jóvenes (2.3 millones) estuvieron inscritos. Según La Hora del 9 de abril de 2016, 4 millones de niños y adolescentes están fuera del sistema escolar. El presupuesto actual es de aproximadamente Q12,295 millones, aproximadamente 2.5 del PIB; lo mismo de 2,007.

De acuerdo a la opinión del Doctor Gehlert Mata, había necesidad de austeridad en la ejecución del presupuesto y era necesario hacer una transformación radical.

El Periódico en 1999, publicó que 5.500 maestros eran bilingües pero muchos de ellos no sabían leer o escribir un idioma indígena. No tengo dato de este punto para este año 2016 pero apuesto que porcentualmente es igual o peor. Lo cierto estoy seguro, es que no son suficientes para atender a la población indígena que necesita una excelente atención educativa.

Como una preocupación sobre la cobertura en educación para el año 2021, publicada en Prensa Libre el 1 de diciembre de 2014, será que un millón doce mil ochocientos sesenta y dos jóvenes entre los 16 y los 18 años no estarán estudiando.

Diario La Hora
Visión: Realizar un trabajo periodístico que contribuya a la consolidación de la democracia en Guatemala, a partir del periodismo investigativo y de opinión.Misión: Ser un medio de comunicación imparcial, veraz y responsable, dirigido a líderes de opinión con incidencia en los círculos de pensamiento y en el ámbito político guatemalteco.
Artículo anteriorLa izquierda, CICIG y los Estados Unidos
Artículo siguienteEl poder de la naturaleza (III)