El Papa Francisco en el Vaticano. Foto La Hora/DPA/Europa Press/Oficina de prensa del Vaticano.

FRANCES D’EMILIO
CIUDAD DEL VATICANO
Agencia AP

El Papa Francisco ayer elogió a Colombia por su decisión de dar protección legal a los venezolanos que huyen de la crisis económica en su país, exhortando a todos a agradecer a quienes ayuden a migrantes.
En comentarios a los fieles en la Plaza San Pedro, el Pontífice enfatizó que desea reconocer la decisión colombiana que dará a los venezolanos «una buena acogida, una protección e integración».
La medida anunciada la semana pasada por el presidente colombiano protegerá por 10 años a 1,8 millones de venezolanos que se encuentran en el país vecino, con la posibilidad solicitar la residencia permanente. Los venezolanos esperan que la medida les permitirá trabajar y tener acceso a servicios sociales.
Ello particularmente beneficiaría a un millón de venezolanos indocumentados que huyeron de Venezuela debido a la aguda escasez de alimentos, la hiperinflación y los salarios más bajos en el Hemisferio Occidental.
El Papa argentino destacó que Colombia «no es un país muy rico» y tiene «sus propios problemas de desarrollo, pobreza y paz» pero aun así alabó «el coraje» de los colombianos al tratar de ayudar a sus vecinos venezolanos.
«Gracias Colombia, gracias… Quiero agradecer a todos por todo lo que hacen para ayudar a los migrantes», destacó el Pontífice.
«La cercanía, la compasión y la ternura» son las palabras de Dios, enfatizó Francisco.

Diario La Hora
Visión: Realizar un trabajo periodístico que contribuya a la consolidación de la democracia en Guatemala, a partir del periodismo investigativo y de opinión.Misión: Ser un medio de comunicación imparcial, veraz y responsable, dirigido a líderes de opinión con incidencia en los círculos de pensamiento y en el ámbito político guatemalteco.
Artículo anteriorCOVID-19 muestra el amplio alcance de la desinformación china
Artículo siguienteBiden pide al Congreso una reforma de las leyes sobre armas de fuego en el aniversario de la matanza de Parkland