La subsecretaria adjunta del Departamento de Estado de EE. UU., Heide Fulton, destacó esta semana la importancia del Centro contra la Corrupción y la Impunidad en el Norte de Centroamérica (CCINOC), iniciativa de varias organizaciones de la sociedad civil para luchar contra la corrupción en Guatemala, Honduras y El Salvador.

Su pronunciamiento fue recordado este viernes por el Seattle International Foundation, parte de las entidades que impulsan esta iniciativa, en un contexto en el cual en Guatemala avanza una inconstitucionalidad que pretende declarar como ilegal la creación de la Fiscalía Especial contra la Impunidad, mientras que el presidente Nayib Bukele ha confirmado que dará por terminado el convenio con la Organización de Estados Americanos que daba vida a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en El Salvador (CICIES).

Fulton considera que el trabajo de la CCINOC no será fácil, ni rápido “pero sí es esencial”, además, destacó que “las organizaciones juegan un rol esencial en promover la transparencia” y refirió que están dispuestos a trabajar con los países centroamericanos.

Una decena de organizaciones de la sociedad civil lanzó el pasado jueves CCINOC, mediante un esfuerzo conjunto contra la corrupción y la impunidad en El Salvador, Honduras y Guatemala.

El Centro contra la Corrupción y la Impunidad en el Norte de Centroamérica fue presentado en un evento virtual en el que participaron representantes de las organizaciones civiles y el enviado especial del Gobierno de Estados Unidos para el Triángulo Norte, Ricardo Zúñiga, entre otros.

La iniciativa busca fortalecer la lucha desde la ciudadanía contra la corrupción y la impunidad, dos de los “grandes obstáculos para el desarrollo, la justicia, el respeto a los derechos humanos y la igualdad en la región”, según las organizaciones civiles.

El secretario de Estado de EE. UU., Antony Blinken, dijo que la corrupción le cuesta a Centroamérica US$13 mil millones.



REACCIONES A FAVOR DE INICIATIVA

De acuerdo con la diputada del bloque Bienestar Nacional (BIEN), Andrea Villagrán, la lucha contra la corrupción desde la sociedad civil y en el contexto actual es importante: “Desde la ciudadanía con una auditoria social y observancia de la administración pública”.

“Con un enfoque regional esto permitirá estructurar acciones para combatir la corrupción, pues hoy en día hay grupos transnacionales organizados”, indicó por su parte el abogado, Oswaldo Samayoa, quien agregó que todo espacio que contribuye a combatir la corrupción es “bienvenido” porque aporta con estrategias que se pueden implementar.

Mientras que el procurador de los Derechos Humanos, Jordán Rodas, la iniciativa impulsará acciones para combatir la corrupción y la impunidad pues “nuestras instituciones del sector justicia son débiles y porosas”.

Para la exviceministra de Relaciones Exteriores, Ana María Diéguez, “debe existir una coordinación a nivel regional, porque la corrupción contribuye a que el problema migratorio se acreciente porque no llegan los recursos estatales a las partes más desfavorecidas” expresó.



 

Sara Solórzano
Periodista profesional egresada de la Universidad de San Carlos de Guatemala, futura abogada y notaria. El centro de mi vida es Dios. Comprometida con la verdad y la justicia. Amante del buen café
Artículo anteriorGiammattei dice que no hay presión contra “ninguna” fiscalía
Artículo siguientePDH describe situación “crítica” del Hospital General por desabastecimiento