CONGRESISTAS CONFIRMAN QUE PROPUESTA ESTÁ EN AGENDA

Diputados vuelven a la carga con Ley de Antejuicio

POR HEDY QUINO
hquino@lahora.com.gt

El pleno de diputados buscará aprobar las reformas a la Ley de Antejuicio para que el Congreso tome el control de estos procesos, en una sesión extraordinaria que podría celebrarse el miércoles próximo.

El primer secretario del Legislativo, Estuardo Galdámez, afirmó que entre los temas que se discutirán en las plenarias de esta semana se encuentra las modificaciones a la Ley en Materia de Antejuicio.

Por su parte el diputado Fernando Linares Beltranena, ponente de esta normativa, dijo que existen los consensos para obtener los 80 votos que se necesitan para su aprobación. “Es mi iniciativa y la apoyo ciento por ciento”, dijo.

Linares Beltranena indicó que esta propuesta busca “retornar el orden constitucional, para que no todas las solicitudes de antejuicio de los funcionarios las conozca la Corte Suprema de Justicia, tal como manda la Constitución”.

El congresista negó que su iniciativa busque reprimir a los magistrados de la Corte de Constitucionalidad (CC), por sus resoluciones que no han sido a favor del Ejecutivo, sobre todo en los casos relacionados a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, (CICIG).

“Esto no tiene que ver con este período del presidente Jimmy Morales. Antes de 1992 todo funcionaba bien, pero después de este año se les ocurrió que los antejuicios no se enviaran al Congreso porque ahí están los malos y en la Corte Suprema de Justicia están los buenos”, dijo.

“Esta ley no es para presionar a los magistrados, pues el que nada debe nada teme. Esto no se trata de buenos y malos, sino en cumplir con la Ley”, añadió el diputado.

CONGRESO TOMARÍA EL CONTROL DE LOS ANTEJUICIOS

La iniciativa 5300, reformas a la Ley en Materia de Antejuicio pretende que los diputados del Congreso tomen el control de las solicitudes de antejuicio solicitados en contra de magistrados de la Corte de Constitucionalidad (CC) y del Tribunal Supremo Electoral (TSE), así como del Procurador de los Derechos Humanos (PDH), entre otros funcionarios.

Con esta normativa serían los diputados quienes decidan a qué antejuicio se le da trámite y a cuál no. Actualmente es la Corte Suprema de Justicia (CSJ) la que funciona como filtro, el que desestima aquellas solicitudes promovidas por asuntos políticos y espurios.

El pleno de diputados ha aprobado hasta el momento el primer y segundo debate de la normativa; esta semana se podría continuar con la aprobación del tercer debate, así como por artículos y redacción final.

En una de las sesiones de los congresistas, el diputado independiente Oliverio García Rodas, señaló que esta iniciativa es contraria a la Constitución de la República de Guatemala.