La juzgadora brindó esas declaraciones durante un diálogo interactivo con la Relatoría Especial sobre la independencia de magistrados y abogados. Foto: La Hora.

POR LOURDES ARANA*
lacarana@lahora.com.gt

El pleno de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) rechazó una solicitud de retiro de inmunidad planteada por el exdiputado Estuardo Galdámez contra la jueza de Mayor Riesgo «D», Erika Aifán.

Galdámez pretendía que la jueza Aifán fuera investigada por el Ministerio Público, ya que, según el excongresista, la juzgadora tenía un especial interés en su caso.

Estuardo Ernesto Galdámez se encuentra ligado a proceso en el caso Asalto al Ministerio de Salud, que tiene a su cargo el Juzgado de Mayor Riesgo “D”, por supuestas anomalías en la adjudicación de obras y contrataciones en las cartera durante la administración del Partido Patriota.

ADVIRTIÓ DE ANTEJUICIO EN AUDIENCIA

El pasado 31 de mayo se realizó la audiencia para imputar nuevos hechos al exlegislador, ya que, según la FECI, Estuardo Galdámez recibió de manera ilícita Q2 millones supuestamente por interceder en la adjudicación de la construcción del Hospital de Ixcán, Quiché.

Durante la diligencia en varias ocasiones el exdiputado Galdámez solicitó la palabra a la jueza Erika Aifán para suspender la diligencia, indicando que se habían presentado acciones contra la juzgadora que estaban pendientes de resolver, entre ellas, una solicitud de antejuicio, ya que consideraba que tenía un especial interés en su caso.


La jueza de Mayor Riesgo “D”, Erika Aifán indicó que la audiencia debía realizarse, ya que se debían dar a conocer a todos los sujetos procesales los nuevos hechos que la FECI logró establecer.

GALDÁMEZ RENUNCIA A SU ABOGADO

En el desarrollo de la audiencia, el excongresista argumentó ante la jueza Erika Aifán, que se sentía “indefendido” por parte de su abogado, José Ernesto Letona, por lo que renunció a que este continuara representándolo, lo que ocasionó que la diligencia se suspendiera siendo reprogramada para el 4 de junio a las 14:00 horas para conocer la resolución de Aifán.

IMPUTACIÓN DE LOS HECHOS

La FECI señaló que el excongresista Estuardo Galdámez, con el fin de retribuir su gestión de intermediación para la adjudicación anómala del proyecto de construcción del hospital de Ixcán, Quiché, a la entidad mercantil denominada Servicios de Construcción Comunitarios y Comerciales (SERCCO), propiedad de Delio Edvin García Argueta, habría recibido de la entidad mercantil Agricultura o Mecanización de Tierras Sociedad Anónima, (AGROMEC), un soborno de Q2 millones.


El 30 diciembre de 2013, el Estado acreditó a la cuenta bancaria de SERCCO Q15,926,000.00 correspondiente al 20 por ciento del valor total de la obra en concepto de anticipo; al momento de la acreditación de la obra contaba con un saldo de Q3,103.71.

De este anticipo, Delio Edvin García Argueta, transfirió parte de los fondos a otra cuenta bancaria y desde la misma, entre el 13 y 20 de enero de 2014, SERCCO emitió dos cheques, cada uno por un valor de Q1,000,000.00, girados a la orden de Agricultura o Mecanización de Tierras, S.A., (AGROMEC), sociedad vinculada a Estuardo Galdámez y que simuló que pertenecían a terceros, añadió la Fiscalía.

Lourdes Arana
Periodista profesional, apasionada con transmitir la noticia de primera mano; enfocada en trasladar la información veraz, puntual y objetiva. Guatemalteca consciente de aplicar valores y principios que ayuden al progreso y desarrollo del país.
Artículo anteriorArgentina busca avanzar otro casillero al mundial ante Chile
Artículo siguienteDefensa de Luis Martinelli apela autorización de extradición hacia los EE. UU.