COVID-19: Ravens-Steelers jugarán el domingo, no hoy

El duelo de los Steelers con los Ravens fue pasado del jueves 26 de noviembre al domingo 29 porque Baltimore tuvo contagios de COVID-19. Foto la hora; rPhelan M. Ebenhack/ap

AGENCIA AP

El partido del Día de Acción de Gracias previsto para hoy entre los Ravens y los Steelers fue pospuesto al domingo por problemas de Baltimore con el coronavirus.

La NFL anunció el cambio ayer. El encuentro se disputará a la 1:15 de la tarde (1815 GMT). Anteriormente estaba programado en el horario estelar de la cadena NBC del Día de Acción de Gracias.

Baltimore incluyó al linebacker Pernell McPhee en la lista de COVID-19, donde ya estaban los corredores Mark Ingram y J.K. Dobbins, así como el defensive tackle Brandon Williams. Los Ravens también han estado realizado el trabajo de equipo de manera virtual.

Más tarde, los Ravens informaron que habian tomado medidas disciplinarias contra un empleado por no acatar los protocolos de la liga. Según distintos reportes, sería un entrenador de acondicionamiento físico.

La postergación —considerando que el encuentro se dispute el domingo— quiere decir que los Ravens cambiarán una semana corta por otra. Tienen programado enfrentar a Dallas el jueves 3 de diciembre.

No es la primera vez que se cambia la fecha de un partido de los Steelers. Su viaje a Nashville el 4 de octubre para enfrentar a los Titans se convirtió en una inesperada semana de descanso después de que Tennessee registró un brote.

Como consecuencia de ello, los Steelers se perderán la semana de descanso que tenían y deberán jugar 13 semanas seguidas. Esperaban tener al menos un minidescanso con un encuentro en el Día de Acción de Gracias —el primer partido en casa en la historia de la franquicia durante este día festivo_, y después reposar el fin de semana.

En cambio, jugarían el domingo, antes de un tramo de partidos en casa. El receptor JuJu Smith-Schuster no estaba nada contento.

Lo positivo para Smith-Schuster es que tendrá más días para darle descanso a su pierna derecha, que se torció durante una extraña jugada en Jacksonville.

El coach de los Steelers Mike Tomlin ha elogiado la habilidad de su equipo para mantenerse en pie y adaptarse a la pandemia de COVID-19. Los Steelers tuvieron un susto con el coronavirus este mes, cuando el tight end Vance McDonald dio positivo tras el triunfo ante Dallas.

Ello obligó a que el quarterback Ben Roethlisberger y otros jugadores tuvieran que aislarse antes de enfrentar a los Bengals. Roethlisberger terminó jugando y lanzó para cuatro touchdowns en un triunfo fácil.

Los Browns de Cleveland tuvieron también que entrenar por turnos y sin algunos jugadores por precaución mientras lidian con casos de coronavirus.

El equipo cerró sus instalaciones en Berea, Ohio después de que otro jugador no identificado dio positivo. Los Browns están realizado el seguimiento de contacto para saber si otros jugadores fueron expuestos ese compañero infectado.

Los Browns (7-3) tienen a cuatro jugadores en la lista de COVID-19, incluyendo al estelar defensive end Myles Garrett.