Colorismo revela muchos tonos de prejuicio en Hollywood

Por TERRY TANG
Agencia Ap

Una representación sin precedentes de minorías en éxitos de Hollywood ha encendido una discusión frecuentemente ignorada sobre si los prejuicios son únicamente por el color de la piel de una persona, o más bien por su tono.

El “colorismo”, la idea de que las minorías de piel clara gozan de mayores privilegios que sus pares de piel más oscura, es un concepto centenario que muchos enterados dicen que se mantiene ubicuo en la industria del espectáculo. La respuesta instantánea en las redes sociales ha dado prominencia al asunto y el episodio del martes de la serie de comedia “black-ish” de ABC, conocida por no evadir los temas más serios, lo confrontó.

En el capítulo titulado “Black Like Us” (Negra como nosotros), los padres Dre y Bow (interpretados por Anthony Anderson y Tracee Ellis Ross) quedan en shock al ver que su hija Diane (Marsai Martin) luce más oscura en una foto de la escuela mal iluminada. Su indignación desata una tensa discusión en la familia.

El productor ejecutivo Peter Saji, un mulato de piel clara, escribió el episodio basándose en sus propias experiencias así como en investigación.

Más a menudo, cuando el cine o la televisión inician conversaciones sobre colorismo, es accidental.

En 2016, un tráiler que mostraba a la actriz dominicana Zoë Saldaña interpretando a la cantante y activista Nina Simone causó molestia. A Saldaña le oscurecieron la piel para el rol y le pusieron una nariz prostética.

Cuando imágenes de “Ralph Breaks the Internet” aparecieron el año pasado, parecía que la princesa Tiana, la primera princesa negra de Disney, tenía una complexión más clara y facciones más definidas. Anika Noni Rose, quien hizo la voz de Tiana, se reunió con los animadores y les habló de la importancia de que las chicas de piel oscura se vieran representadas en pantalla. El estudio también consultó con el grupo por los derechos civiles Color of Change.

El problema no se reduce solo a la gente negra. En Bollywood, la industria cinematográfica de India, los papeles protagónicos suelen ir a actores de piel más clara, muchos de los cuales promocionan productos para pieles claras.

La película “Crazy Rich Asians” dejó a algunos asiáticos-estadounidenses decepcionados por la falta de actores de piel café u oscura.

Mientras tanto, el director de “Roma” Alfonso Cuarón recibió elogios por elegir a Yalitza Aparicio para el papel estelar de una empleada doméstica indígena. El personaje tiene más prominencia que el de su patrona mexicana de piel clara.

Para los afroestadounidenses, los prejuicios contra las personas de piel más clara se remontan a la esclavitud. El tono de piel a menudo determinaba a qué tipo de trabajo eran asignados los esclavos o si, después de la esclavitud, eran dignos de recibir una educación. En décadas posteriores, las universidades, fraternidades y otras instituciones eran conocidas por usar la prueba de la “bolsa de papel marrón”: solo aquellos con piel más clara que la bolsa eran admitidos.

El problema también existe en la industria de la música. Mathew Knowles, quien fue manager de sus hijas Beyoncé y Solange y de Destiny’s Child, dijo que no por accidente la mayoría de los artistas negros de éxito recientes son de pieles más claras, como Mariah Carey y Rihanna. Dijo que Beyoncé a menudo recibió oportunidades que artistas de pieles más oscuras probablemente no hubieran tenido.

Knowles, él mismo de complexión más oscura, dijo que su propia madre le inculcó que las mujeres de piel más oscura eran menos atractivas. Es una percepción que cree que está comenzando a cambiar.

Smith, el coproductor ejecutivo de “black-ish”, está de acuerdo con esta estrategia.