Colegio de Médicos: efectos de medidas se verán en 8 a 10 días

Durante la mañana se observaron filas de varias personas esperando ser atendidas. Foto La Hora/Christian Gutiérrez

Por Denis Aguilar
daguilar@lahora.com.gt

El presidente del Colegio de Médico y Cirujanos, Luis Ranero, dijo a La Hora que las medidas adoptadas por el gobierno del presidente Alejandro Giammattei representan una buena conducta, cuyos efectos se verán dentro de 8 o 10 días, aunque manifestó preocupación por la cantidad de gente en las calles.

Según explicó Ranero, las actuales medidas deberían repercutir en que la curva de contagios descienda en una semana, no obstante, resaltó la situación que se ha observado esta mañana en las distintas tiendas de barrio, donde se ha visto que las personas siguen saliendo a las calles.

“La gente está en las calles como si nada, creo que falta un poquito de información de esta conducta y la importancia de dar cumplimiento al 100 por ciento la norma”, dijo Ranero. “De balde se aplican este tipo de medidas, la economía se para y la gente sigue en las calles”, añadió.

Debido a lo anterior, Ranero indicó que se está ante dos situaciones: el proceso de la enfermedad no se controla, la crisis económica se agudiza y las circunstancias podrían empeorar en los próximos meses o años.

“Es importante que las personas tomen conciencia de que esta norma es muy importante el cumplimiento porque es la única forma de contener, por la fase de la pandemia, el aumento progresivo de los casos”, detalló.

Ranero dijo que desde el Colegio de Médicos han “insistido en que el aislamiento social y la restricción de circulación social es un punto muy importante, el uso de mascarillas y lavado de manos se van sumando”.

“Sin embargo, creo que se ha dado mala información en el sentido que la gente puede salir a la calle con una mascarilla y luego lavarse las manos, regresar a su y eso es suficiente, el hecho del cierre del país en estos días es solo respuesta a la fase que nos encontramos ahorita”, dijo.

Además, señaló que ya hay contaminación comunitaria y que cualquier persona puede contagiar a otras y que por se ha dado el aumento exponencial de los casos en las últimas semanas y que los contagios actuales que han visto en los últimamente vienen de los últimos 10 o 12 días.

SOBRE LAS NECESIDADES DE LAS PERSONAS

Sobre la necesidad de la población de salir por provisiones, el encierro de tres días y luego retomar labores, Ranero dijo que nivel de salud, la contención domiciliar trae efectos nocivos, principalmente en la salud mental de la población, por lo que aumenta el estrés y la ansiedad, además de la violencia intrafamiliar, ya que el hecho de convivir más horas, según especialistas, traer consecuencias.

“Tenemos que entender que es por un bien común, es por el bien de nosotros, el bien de nuestras familias y el bien de la población en general y tratar de hacer todo tipo de actividades para evitar estos efectos secundarios de la pandemia”, dijo.

LEA: Villa Nueva sin tránsito vehicular y con largas filas en tiendas de barrio

Asimismo, destacó que al no tratarse de una restricción total, ya que hay algunas horas del día libres, se debe aprovechar para salir, única y exclusivamente, si es necesario, de lo contrario no.

Respecto al tema económico, indicó que podría referirse considera que su campo es el médico.

CONFINAMIENTO DEBE ESTAR POR ARRIBA DEL 60 POR CIENTO

Edwin Asturias, profesor de Pediatría y Epidemiologia de la Escuela de Medicina de la Universidad de Colorado, había indicado que, si se mantenía un confinamiento social por abajo del 60 por ciento, la reproducción de la epidemia continuaría.

“Lo único que hace que la curva baje es que ese confinamiento social esté por arriba del 60 por ciento, idealmente por arriba del 80 por ciento”, dijo Asturias.

Asturias señaló que cuando se inició la cuarentena en Guatemala hubo una reducción del 59 por ciento de la movilidad hacia restaurantes, bares y comercios, pero que en las últimas semanas este se redujo hasta un 49 por ciento, por lo que solo la mitad de la movilidad se había reducido, con lo que la epidemia seguiría en crecimiento.

Respecto a otros países, Asturias mencionó el caso de El Salvador, que redujo su movilidad entre un 70 y 80 por ciento.

Asturias señaló que esto no se trata de simple cuarentena y que el gobierno debería invertir más en la educación de la población para que las personas tengan su propia responsabilidad ante esta situación.

Anoche el presidente Alejandro Giammattei, debido al crecimiento exponencial de los casos, decretó un toque de queda prolongado y otras disposiciones presidenciales, las cuales cobran vigencia desde la noche del jueves.