Un hombre con mascarilla camina al lado de un aviso que anuncia las políticas de tránsito en las calles como una medida de control pandémico, en la ciudad de Lanzhou, en China. Foto La Hora/Chinatopix vía AP.

Niños a partir de los 3 años empezarán a recibir las vacunas contra el COVID-19 en China, donde el 76% de la población se encuentra completamente vacunada y las autoridades mantienen una política de cero tolerancia respecto a los brotes del virus.

China se convirtió en uno de muy pocos países del mundo en iniciar la vacunación contra el coronavirus para niños tan pequeños. Cuba, por su parte, ha empezado una campaña de vacunación para niños a partir de los dos años. Estados Unidos y muchos países de Europa permiten la aplicación de inyecciones contra el COVID-19 para la población de 12 años en adelante, si bien las autoridades estadounidenses avanzan con rapidez hacia la aplicación de vacunas en niños de entre cinco y 11 años.

Los gobiernos municipales y provinciales en al menos cinco provincias chinas emitieron avisos en días recientes de que los niños de entre tres y 11 años están obligados a vacunarse.

La expansión de la campaña de vacunación se da al tiempo que varias zonas de China toman medidas drásticas nuevas para tratar de acabar con focos de infección. Gansu, una provincia del noroeste del país que depende enormemente del turismo, cerró todos los sitios turísticos el lunes después de detectar nuevos casos de COVID-19. Los residentes en partes de Mongolia Interior han recibido la orden de permanecer en espacios cerrados ante un brote registrado ahí.

La Comisión Nacional de Salud reportó que 35 contagios recientes de transmisión local han sido detectados en las últimas 24 horas, cuatro de ellos en Gansu.

Agencia AP
Associated Press es una organización de noticias global independiente dedicada a la información fáctica, fundada en 1846 y ahora con presencia mundial.
Artículo anteriorA marchas forzadas trabajan en estadio para las WTA Finals
Artículo siguienteEE. UU. detalla requisitos COVID para visitantes extranjeros