En la fotografía se muestra la vista del Complejo Teotihuacán en Tikal. Foto: figura de T. Garrison/PACUNAM

La revista académica Antiquity, una publicación de la Universidad de Cambridge publicó un artículo referente a Guatemala en su más reciente edición. La pieza fue desarrollada por la Iniciativa Pacunam Lidar, un consorcio de investigadores, y trata sobre los posibles vínculos entre los mayas y la cultura teotihuacana de México a partir del descubrimiento de una colonia en Tikal que replica la arquitectura clásica teotihuacana.

El proyecto fue financiado por la Fundación Patrimonio Cultural y Natural Maya (PACUNAM) en Guatemala y los descubrimientos se atribuyen a Stephen Houston, antropólogo de la Universidad de Brown, Thomas Garrison, geógrafo de la Universidad de Texas y un grupo de arqueólogos guatemaltecos liderados por Edwin Román Ramírez.

UNA COLONIA TEOTIHUACANA EN TIKAL

El ensayo describe que las referencias teotihuacanas en Tikal eran encontradas al sur del llamado “Mundo Perdido”, pues las estructuras en el área comban elementos de estilo maya y teotihuacano, incluida la moldura del talud-tablero (modelo de construcción) vinculada a la ciudad mexicana.

No obstante, la ciudad ancestral aún guarda secretos en su historia, prueba de ello es una posible colonia con influencia teotihuacana. En 2016 una captura de lidar, o escáner de luz, evidenció un pequeño complejo de colinas entre dos residencias de élite con características de Teotihuacán; lo que parecía un montículo podría ser una pequeña aldea precolonial.

“Pronto quedó claro que este recinto reflejaba, en menor escala, la forma de la “Ciudadela” en Teotihuacán”, destacaron los científicos en su artículo. Además, detallaron que en la parte este del área se encontró un edificio en la misma posición que el célebre Templo de la Serpiente Emplumada, ciudad en la capital imperial teotihuacana.

Según los profesionales, esta ciudadela era una réplica 30% más pequeña que su ejemplar en Teotihuacán; sin embargo, tenía las mismas alas norte-sur en la pirámide oriental, una plaza cuadrada cerrada al frente y un embalse, llamado “Madeira”, en lugar del canal al norte del complejo en Teotihuacán.

En otro apartado los investigadores distinguieron que, aunque es mucho menos distintivo, el borde norte pudo haber sido afectado por el posterior robo de piedra para construir adiciones al Complejo Mundo Perdido. El sector más amplio parece estar orientado 15.5 ± 1 ° hacia el este, asemejándose a la cuadrícula que guio el plan urbano en Teotihuacán.


HALLAZGOS EN LAS EXCAVACIONES

Con base en estos hallazgos preliminares, se iniciaron las excavaciones en 2019. Luego de las obras los excavadores documentaron el uso altamente inusual de arcillas y adobes como materiales de construcción, con seis fases de construcción, la mayoría del período Clásico Temprano (c. 300–550 dC). También se descubrió una estructura de aproximadamente 12 metros de alto en la Ciudadela, es posiblemente la tercera más alta en Tikal durante este período.

Otra similitud entre las culturas fue que la estructura principal (6D-105) arrojó un depósito de quemadores de incienso estilo teotihuacano, en un evidente paralelo a la plataforma “Adosada” que cubría la fachada occidental del Templo de la Serpiente Emplumada en Teotihuacán.

La parte posterior de este edificio estaba alineada hacia el norte y asociada con un depósito intensamente quemado de dos sacrificios humanos y puntas de obsidiana verde que se asemejan a la lítica en Teotihuacán, asimismo, se ubicó una pieza con puntas de obsidiana verde (6D-106).


NUEVOS DESCUBRIMIENTOS DEPARAN A LA CIUDAD

Aunque estos descubrimientos fueron suficientemente importantes para ser incluidos en la revista Antiquity, los investigadores indicaron que se esperan más estudios y excavaciones en el 2021, con lo cual, podría determinarse si el área corresponde a los entierros de guerreros encontrados debajo del Templo de la Serpiente Emplumada en Teotihuacán.

“La Ciudadela en Tikal parece ser un plan dentro de un plan: una evocación deliberada de una característica central de Teotihuacán. Al igual que el enclave extranjero de Teotihuacán, se encuentra en la parte occidental de la ciudad y, por lo tanto, está orientado hacia su lugar de inspiración”, concluyó el ensayo académico.

Jeanelly Vásquez
Estudiante de periodismo en la Universidad de San Carlos de Guatemala y entre ratos podcaster. Creo en el feminismo y la lucha por la igualdad social; me interesa la política, medio ambiente y derechos humanos. Estoy comprometida con concienciar a mi generación sobre la importancia de una participación ciudadana activa.
Artículo anteriorSpross: situación real de la educación en GT se conocerá hasta después de la pandemia
Artículo siguienteEl Barcelona vive otra pesadilla en Lisboa