Activistas que invadieron el campo en la final siguen detenidos

Moscú
DPA

Los cuatro activistas -tres mujeres y un hombre- que invadieron el campo el domingo durante la final del Mundial de fútbol pasaron la noche en una estación policial, según informó el grupo “Pussy Riot”, que se atribuyó la acción.

En un comunicado en Facebook, el colectivo punk feminista señaló que los detenidos tendrían que ser hoy llevados a una audiencia pública, aunque no saben todavía cuándo y dónde tendrá lugar.

Asimismo, el grupo afirmó que la policía no deja que su abogado visite a los detenidos, aunque la agencia Tass informó que un letrado los había visitado.

“Pussy Riot” expresó igualmente que, según dijeron fuentes policiales al portal RBC, las autoridades evalúan si puede abrirse una causa penal.

Los cuatro activistas ingresaron al campo en el segundo tiempo de la final que Francia le ganó 4-2 a Croacia en el estadio Luzhniki de Moscú. Vestían pantalón negro y camisa blanca para simular un uniforme policial.

Una de ellos era una mujer de cabello rubio que chocó las manos sonriente con el francés Kylian Mbappé.

La banda de rock difundió a los pocos minutos un comunicado en redes sociales adjudicándose la acción a la que titularon “La Policía entra en la cancha”.

En el texto, la agrupación, conocida por sus protestas contra el Gobierno ruso, reclama que se detenga la violencia policial en Rusia y que sean liberados los presos políticos, entre otras reivindicaciones.