EE. UU.: Detención de familias y niños en frontera disminuyó en julio

Por agencia/DPA
Washington

La detención de familias y menores de edad en la frontera entre México y Estados Unidos disminuyó levemente en el último mes en medio de la controvertida política migratoria del Gobierno del presidente Donald Trump, según datos oficiales publicados hoy.

Según el más reciente informe del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), la disminución ha sido progresiva desde abril, mes en el que comenzó la persecución penal a todo inmigrante arrestado tras cruzar ilegalmente la frontera y la separación masiva de familias.

El número de familias migrantes detenidas en la frontera suroeste del país el pasado mes fue de 9,258, es decir, 176 menos que las registradas en junio, cuando se desató la polémica por la separación de miles de niños migrantes de sus padres en cumplimiento de la política “tolerancia cero”, detalló el texto.

Sobre la detención de niños y niñas que cruzan la frontera sin sus padres, el DHS reportó una disminución más significativa al pasar de 5,093 menores en junio a 3,938 en julio, mes en el que un total de 31,303 migrantes fueron detenidos.

El portavoz del DHS, Tyler Houlton, consideró que la disminución se debe a “las consecuencias reales” que se “están aplicando a quienes violan las leyes” pese a “una ley migratoria terriblemente rota”.

“Los traficantes de personas y las organizaciones criminales transnacionales fueron advertidos de que esta administración ha incrementado el enjuiciamiento a quienes lleguen ilegalmente al país”, indicó Houlton.

Aunque el último mes presentó una disminución, los registros demuestran lo contrario con respecto del mismo mes del año pasado cuando fueron detenidas 3,389 familias y 2,475 menores sin acompañantes.

A finales de junio el presidente Trump frenó la política de “tolerancia cero” en medio de la ola de indignación que la separación de familias causó a nivel mundial. No obstante, la decisión del mandatario no paró las detenciones de inmigrantes.

El DHS separó a 2,551 menores provenientes principalmente del violento Triángulo del Norte (Guatemala, Honduras y El Salvador) entre mayo y junio de los cuales han sido reunidos con sus padres y bajo órdenes judiciales unos 1,971.