Afectados serán reubicados en Escuintla; piden que no sea como El Cambray

POR KIMBERLY LÓPEZ
klopez@lahora.com.gt

El gobierno aún no sabe con precisión el tiempo que le tomará la reubicación de mil viviendas para las familias afectadas por la erupción del Volcán de Fuego. Las personas afectadas piden desde los albergues que este proceso no se prolongue, como ocurrió ante la tragedia de El Cambray.

La Hora se comunicó con varias personas afectadas en dicha zona y coincidieron en la necesidad de ejecutar este proyecto lo antes posible.

Mardoqueo González, uno de los afectados, vio con buenos ojos este primer avance de haber identificado un espacio para la reubicación de las casas. Sin embargo, manifestó su preocupación por la posibilidad de que se repita la espera de las familias de El Cambray, a quienes se les ofrecieron las casas en varias fechas, pero siempre se retrasaba la entrega de las mismas.

El proyecto de viviendas para los afectados por la tragedia El Cambray inició con el presidente Alejandro Maldonado y se denominó Mi Querida Familia, pero el cual sufrió varios retrasos durante la administración del presidente Jimmy Morales.

“Si realmente van a ayudar que lo hagan lo más pronto posible, que nos ayuden de veras porque es lo que estamos esperando. El llamado al gobierno es que nos ayuden lo más pronto posible porque no tenemos la confianza ni de salir a trabajar porque tenemos que estar pendientes de la familia”, relató.

González señaló que en los albergues han sido atendidos, pero les hace falta un hogar, un lugar para estar con su familia. Eso es lo que nos tiene molestos, indicó.

La misma preocupación manifestó Arnulfo Santos, quien enfatizó que viven en la incertidumbre del futuro que les espera a las familias. “Estamos en mucho riesgo, pero no sabemos si nos van a ayudar con algo, nos van a apoyar, no nos han dicho nada, no le podría decir qué garantía tenemos, hasta aquí solo Dios sabe”, comentó.

Según Santos, es muy poca la información de parte de las autoridades hacia las familias. “Regresar a la casa sería peligroso, el volcán nos ha molestado mucho”, lamentó. El entrevistado también dijo que esperan que las viviendas nuevas lleguen lo antes posible, tomando en cuenta que su estadía en los albergues no debe prolongarse tanto.

Rutilia García recordó el caso de Cambray y aseguró que esperan que no se repita esa situación. “Esperemos que no se tarden porque uno necesita esa ayuda, no es fácil haber perdido lo que nos ha costado tanto”, indicó.

Además, descartó totalmente la posibilidad de volver al lugar en donde vivían antes. “Ahí ya no se puede vivir”, agregó.

Nancy Juárez advirtió que las familias esperan la ayuda lo más pronto posible. Se necesita que sea lo más pronto posible porque no hay a donde regresar para vivir y nadie quiere volver a ese lugar en donde saben que corren peligro.

“Hay mucho temor a regresar porque estamos en peligro, ya nadie quiere regresar”, dijo.

CONSTRUIRÁN MIL VIVIENDAS

Anoche se realizó una reunión en donde se discutieron las acciones a tomar por el Volcán de Fuego. Durante la reunión, las autoridades determinaron que se construirán mil viviendas. El dato preliminar es que 900 familias quedaron sin vivienda luego de lo ocurrido con la erupción.

Se está pensando en reconstruir mil viviendas y se definió una zona en La Finca la Industria, confirmó el vicepresidente Jafeth Cabrera. Hoy por la tarde se darían a conocer los detalles del modelo de vivienda.

La finca está ubicada en la zona urbana de Escuintla por lo que resuelve el problema de vivienda, pero no el de reinserción de actividades comerciales y agrícolas de las familias. Ese es un tema que las autoridades aún no han resuelto pues muchas familias necesitan retomar sus cultivos de café y agricultura de autoconsumo.